fbnoscript
14 de noviembre de 2018

Frente a las denuncias a Nievas: Que el pueblo de Castelli decida

Por Aurelio Díaz
Legislador del Partido Obrero - Chaco

El pedido de desafuero al intendente Nievas está sacudiendo Castelli. Nievas está procesado en la misma causa que llevó a prisión al Intendente de Villa Rio Bermejito, Lorenzo Heffner y a su secretario, Hipperdinger, por haber recibido y desviado fondos para viviendas populares. El fiscal Sabaddini pidió el desafuero de Nievas para encarcelarlo, porque por su rol como intendente puede entorpecer la causa. Los funcionarios municipales y el Consejo bancan al intendente, como quedó de manifiesto en la sesión bochornosa en la cual rechazaron el pedido de desafuero.

El saldo político de la intendencia es claro: muchas viviendas no llegaron a los más necesitados, mientras camarillas vinculadas a la Municipalidad se enriquecieron a costa de los fondos públicos.

El cuestionamiento judicial, sin embargo, no es suficiente para cambiar las cosas. Venimos de la experiencia de lo ocurrido en Villa Río Bermejito, en donde la acusación al intendente derivó en la intervención del municipio a cargo del gobierno provincial. El interventor, Guillón, manejó el proceso electoral con los recursos del gobierno y la municipalidad. En base a los recursos del régimen municipal montado por el ex intendente Heffner y su secretario de Gobierno Hipperdinger, logró la victoria para un sucesor del PJ, Paredez, vinculado históricamente al intendente depuesto. Es la continuidad del régimen municipal de Heffner con otra cara.

Para desmontar el régimen de corruptelas contra el pueblo y lograr el triunfo de todos los reclamos es necesario que intervenga el pueblo de Castelli. Que se vaya Nievas, por su responsabilidad en la crisis de las viviendas. Que se abran las cuentas del Municipio y de los fondos recibidos para viviendas y obra pública al control popular. Que una asamblea de representantes de todas las organizaciones populares de Castelli asuma la responsabilidad del Municipio hasta una convocatoria urgente a nuevas elecciones.

La intervención: continuidad del régimen

Desde este punto de vista, el pedido de intervención en la Cámara de Diputados sobre Castelli va a garantizar la continuidad del régimen de Nievas, sin Nievas. La Ley de Intervención establece que se va Nievas, pero le da al Gobierno Provincial el control del Municipio hasta la realización de nuevas elecciones. El pueblo de Castelli la mira de afuera, mientras el Gobierno reorganiza el Municipio y se asegura la continuidad.

La intervención está en el centro de una disputa de camarillas al interior del Gobierno. Peppo defiende a Nievas. Un sector del Gobierno Provincial sostiene que va a votar la intervención pero con la intención de negociar con Peppo a cambio de cargos en el Gobierno. El radicalismo impulsa la intervención con el argumento de que Nievas debe ir preso, por su capacidad de obstruir la causa judicial. Pero es el mismo radicalismo que, en el caso de Aída Ayala, defiende su permanencia en el cargo para evitar que tenga que rendir cuentas frente a la justicia en la causa por el desfalco de 150 millones de pesos a la Municipalidad de Resistencia en la causa Pimp.

El PJ y la UCR están igualmente golpeados por las causas por corrupción y desvíos de fondos públicos.

Por todo esto, no avalamos la intervención. El Partido Obrero llama al pueblo de Castelli a organizarse en forma independiente para pelear por explotar esta crisis de poder por una salida en favor de los trabajadores y el pueblo. Fuera Nievas y su régimen corrupto. Asamblea popular para decidir, apertura de cuentas del Municipio y nuevas elecciones convocadas por un Gobierno Provisional de las organizaciones populares.

Compartir

Comentarios