05/01/2022

Crisis hídrica en las Sierras Chicas de Córdoba

Alerta roja del sistema integral de abastecimiento de agua en siete localidades.

Foto: La Voz

Inició el año 2022 pero los problemas hídricos continuaron, ya que la crisis hídrica de la región de las Sierras Chicas (Córdoba) se agravó con la ruptura del acueducto de La Calera, que provee el servicio de agua potable a localidades situadas a lo largo del corredor: Salsipuedes, Río Ceballos, Mendiolaza, Villa Allende, Saldán y La Calera son las principales afectadas, pero no las únicas.

Presentar el problema de la crisis hídrica de Sierras Chicas como la consecuencia de la ruptura de un tramo del caño troncal del sistema y la falta de lluvias es una manera de esconder el problema real que está relacionado de manera directa con la depredación de nuestro monte nativo, con la destrucción y el abandono de nuestras cuencas hídricas desde hace al menos 20 años. Sus responsables son los gobiernos de todos los colores políticos, que gobiernan los diferentes municipios y la provincia, quienes se han comportado como verdaderos socios de los desarrolladores inmobiliarios.

Para citar algunos ejemplos, nos referimos al desarrollo del grupo Bugliotti, en Salsipuedes, que se llevó puesto el monte nativo; el de Ticupil en Candonga –violatorio de cuanta normativa existe y por el cual se encuentran procesados funcionarios y secretarios de ambiente; o el desarrollo de El Terrón en Mendiolaza, donde 280 hectáreas nativas son colocadas al servicio de los intereses de los empresarios, con una cancha de golf y 500 lotes que consumen agua por el equivalente a 15 mil personas por día.

La causa de la crisis hídrica en Sierras Chicas dista mucho de ser la ruptura de un caño, o el aumento de consumo a partir de las elevadas temperaturas. Este problema es recurrente cada año y para estas fechas se agrava, sin que haya previsión del impacto de esta forma de desarrollo. La otra cara de la depredación de cuencas y montes son las inundaciones, como la ocurrida el 15 de febrero del 2015, una de las más destructivas y con saldo más trágico de la historia de Sierras Chicas.

¿Qué hace el gobierno de Juan Schiaretti?

A pesar del escenario de crisis hídrica generalizada, el gobierno provincial sigue anunciando megaobras para Sierras Chicas, como el sistema cloacal con un caño de de 20 km de extensión con una decena de plantas de bombeo, que pasará por zonas de reservas con el riesgo de contaminación de afluentes y arroyos, o como la planta de transferencia de residuos sólidos urbanos que transformarán a Río Ceballos y alrededores en una zona de sacrificio ambiental. La obra cloacal, en sí misma, es una necesidad, ya que el vertido de líquidos sin tratamiento contamina las napas; sin embargo, su trazado presenta enormes irregularidades, ya que avanza sobre zona de reserva hídrica y natural, tornándolo un factor de riesgo potencial de contaminación y de sacrificio ambiental. Cualquier obra -sea de infraestructura o de otro tipo- debe contemplar la participación vinculante de los vecinos de la región, en lugar de audiencias públicas que no pasan de ser un trámite administrativo.

Al gobierno provincial no le importa el problema de la crisis hídrica que padecemos los vecinos. Sugiere soluciones inverosímiles, como el anunciado acueducto que traería agua del contaminado Río Paraná, afectado por una bajante histórica, mientras continúa los planes de trazar autovías de montaña que profundicen la depredación del monte. En eso también, el schiarettismo continúa los lineamientos del gobierno nacional, dispuesto a pagar deuda a costa del ambiente, como claramente señaló el ministro Cabandié.

La crisis hídrica de Sierras Chicas es consecuencia de un régimen económico que garantiza el avance inmobiliario a costa del ambiente. Los vecinos debemos movilizarnos bajo un programa que coloque el suministro urgente de agua de calidad a todos los vecinos de la región como prioridad, paralizando de manera inmediata todos los megaemprendimientos e iniciando un plan de remediación y recuperación del bosque nativo y la cuenca hídrica, medidas necesarias para recuperar a futuro agua de calidad para todos. Es urgente poner en pie una asamblea coordinadora ambiental en la provincia que unifique las luchas y clarifique para el conjunto de la población la necesidad de defender el ambiente del extractivismo capitalista.

En esta nota

También te puede interesar:

Están convocados cortes en la ruta 38 y una campaña de difusión.
Rechacemos la flexibilización del protocolo y exijamos personal y recursos para enfrentar la tercera ola.
El pasaje pasa a $36 desde enero y a $40 desde el 1 de julio.
Más un “cargo especial” del 10%.