23/07/2021

En 31 años los incendios arrasaron con casi el 60% del monte nativo cordobés

El control popular del uso del suelo es una salida en defensa del ambiente y la biodiversidad.

Imagen extraída de Carlos Paz Vivo

Un estudio realizado por la UNC constató que entre 1987 y 2018 los incendios arrasaron con el 57,9% de las sierras cordobesas. Es el equivalente a 28 veces la ciudad de Córdoba. La cifra conmueve por el grave impacto que causó al ambiente de la provincia.

El mencionado porcentaje proviene del banco de datos sobre incendios creado por un grupo de investigación del Instituto Gulich, el cual depende de la Conae (Comisión Nacional de Actividades Espaciales) y de la UNC (Universidad Nacional de Córdoba), y los registros fueron producidos a partir de imágenes capturadas por satélites.

El mencionado organismo además pudo constatar que, en esos 31 años, 9.210 focos de incendios afectaron 1.609.672 hectáreas de bosque nativo, lo que podríamos comparar con 28 veces la capital cordobesa.

Además, el citado estudio reveló que el 21% de las sierras equivalente a 585.861 hectáreas se quemó una vez. Pero un 9,5%, es decir unas 264.126 hectáreas, fueron arrasadas en dos oportunidades. En tanto que un 3,2% de la superficie ardió tres veces, y 44.996 hectáreas fueron quemadas cuatro o más veces en estos 31 años. Un ecocidio.

Las consecuencias asociadas a los incendios son múltiples y muy complejas. El informe señala que con los incendios disminuye “la diversidad y distribución de los bosques, favorece la erosión del suelo, lo que reduce la infiltración y aumenta el arrastre de materiales”, modificando la calidad del agua así como el servicio de regulación hídrica que prestan los ecosistemas.

Estos incendios, como hemos mencionado anteriormente en Prensa Obrera, son intencionales, ejecutados en función del agronegocio y de la especulación inmobiliaria. Ambos negociados amparados por el gobierno provincial de Juan Schiaretti y priorizados históricamente sobre la salud y seguridad de lxs vecinxs.

Esta realidad la demuestra la situación en la que se encuentran las miles de hectáreas incendiadas durante el 2020, que lejos de garantizar una reforestación de conjunto son un blanco de especulación inmobiliaria para la creación de countries de montaña y la expansión del agronegocio.

Luego de décadas de negociados a costa del ambiente, en la provincia de Córdoba solo queda el 3% de monte nativo. Es urgente organizarnos por su defensa, por su reconstrucción, exigiendo un plan de prevención del fuego y el control popular de uso de suelo por parte de las asambleas ambientales y de pueblos originarios.

La audiencia pública realizada en el Concejo Deliberante de Córdoba, convocada por la concejala Cintia Frencia, señaló una perspectiva en defensa del ambiente. Es necesaria más que nunca la unidad de las luchas para golpear con un solo puño a todos los que gobernaron las últimas décadas garantizando sus negociados a costa del ambiente.

Vamos a ganar las calles en defensa del monte, el agua y la vida, por una alternativa de los trabajadores y el ambiente.

También te puede interesar:

La banca del FIT en el Concejo Deliberante al servicio del derecho a la tierra, la vivienda y contra la represión.
El juicio se realizaría en el primer semestre del 2022. Se lxs acusa de “usurpación por despojo”.
El PJ local acompaña el giro derechista del kirchnerismo e impulsa un proyecto que impone multas a quienes protestan.
Lo señaló Cintia Frencia, la concejala por el Partido Obrero en FIT presentó una salida a la crisis del transporte.