fbnoscript
6 de mayo de 2019

No al negociado con el predio de Cromañón. Por la expropiación y apertura de un Centro Cultural

Cromañon nos pertenece a todos
Por El Necio
Sobreviviente

A 15 años de la catástrofe no natural más grande sucedida en la Argentina, donde el Estado capitalista especulativo y mercantilista llevó a que cientos de jóvenes fueran asesinados en una cámara de gas y otros miles fueran mutilados física o psicológicamente por connivencia de los diversos estamentos del mismo Estado opresor.

Luego de la gran lucha en las calles por parte de los familiares de las víctimas, sobrevivientes y la sociedad en su conjunto, lo que se logró fueron paupérrimos castigos a cargo de la justicia de ese mismo régimen hacia los principales responsables de la masacre acontecida el 30/12/04. Solo eso.

Pero hay novedades; sobre el predio correspondiente a “República Cromañón” es en estos días que se “dio a luz” (que cinismo) que ese predio fuese nuevamente devuelto para uso y provecho del empresario Levy, condenado por ser parte responsable de la masacre en diciembre del 2014 en el boliche de Once.

Es de destacar para clarificar, que el Gobierno porteño de Larreta hizo oídos sordos a los reclamos de los sobrevivientes, familiares de las víctimas para que ese espacio sea un lugar para llevar adelante un Centro Cultural y de Memoria sobre lo sucedido, no dejamos de lado los tapones de cera del Legislativo Porteño que encajonó todos los pedidos por esto, junto con el pedido de expropiación para hacer lo antedicho por las bancadas del PO-FIT.

No dejamos de pensar la connivencia de la Iglesia de Bergoglio, ahora como Jefe de un Estado “Independiente” que hace cuña en el gobierno del actual ejecutivo porteño ya que interactúa entre las víctimas y sus ejecutores como dique de contención.

Los puntos a discutir son varios, diversos y se llevan adelante en el Movimiento Cromañón.

Sin mencionar la vista gorda de las fuerzas represivas de la Ciudad (al igual que lo hicieron el 30/12/04) cuando en el mismo predio de la calle Mitre cuando se encontraba precintado luego del incendio, seguían los talleres clandestinos de manufactura de ropa en el subsuelo del mismo, hay videos y testimonios que lo certifican y están en lo que fue la causa principal.

Ahora con todo lo antedicho. Se le ha entregado al condenado dueño el mismo lugar que mató a 194 personas, mutilo psicológicamente a otros miles y dejando incapacidades físicas funcionales a futuro a muchos ya que en la literatura médica no hay estudios sobre patologías oncológicas por inhalación de esos tóxicos.

Es todo esto obsceno para el conjunto del Movimiento Cromañón, ese mismo que ha logrado a través de la manifestación, de las marchas, y las varias presentaciones en los diversos ámbitos el pago con la cárcel a los culpables, por supuesto no la de Ibarra que solamente fue destituido. Y qué casualidad, el voto decisivo para su caída lo dio un legislador K (Helio Rebot) que luego pasó a ser Secretario de DDHH del primer gobierno porteño de Macri. Sin palabras.

Es este mismo Colectivo Cromañón que doblegando las fuerzas pro empresariales y al Gobierno de la Ciudad logró hacer el Mausoleo, el Santuario, la plaza seca hasta hacer que la calle de Cromañón se vuelva un lugar de memoria, reflexión y de lucha.

Pero, desde la decisión del actual ejecutivo porteño junto con la complicidad de los bloques de los partidos patronales en la Legislatura para entregar Cromañón a un nuevo emprendimiento especulativo empresarial; ya está; esto no da para más.

Van de vuelta a mercantilizar Cromañón, eso sí, con otro nombre pero con el mismo fin especulativo y lucrativo.

Desde el Colectivo Cromañón nos tenemos que organizar ya, para enfrentar y derrotar ésta avanzada descarada del gobierno de Larreta junto con el proteccionismo silente eclesiástico y la presión que ejercen los sectores empresariales de la construcción, además de los especuladores inmobiliarios para usurpar el predio de Cromañón, los métodos utilizados desde el primer momento fueron los correctos.

Si no los volvemos a implementar, Cromañón será solo un recuerdo.

Porque hay que salir y dar la pelea nuevamente, participar activamente, sobrevivientes, familiares, vecinos.

Participación y acción desde todas las estructuras donde nos encontremos y así doblegar la avanzada del capital inmobiliario en connivencia con el gobierno porteño.

Cromañón y esa calle Mitre junto a sus aledaños son memoria viva, aún candente.

No al negociado empresarial sobre el predio de Cromañón.

No a la transa entre el gobierno de Larreta y el negocio inmobiliario en la ciudad de buenos aires.

Cromañón nos pertenece.

Impulsemos la expropiación del inmueble sin resarcimiento a sus dueños.

Por un gran Centro Cultural gestionado por sobrevivientes, familiares, vecinos y trabajadores.

Con los métodos históricos del Movimiento Cromañón y desde nuestras bancadas del FIT en la legislatura lo haremos.

Cromañón Centro Cultural Cooperativo Ya!

Detengamos este atropello.

Ahora es cuando.

 

Compartir

Comentarios