11/01/2002 | 737

Quieren cerrar el Borda, Moyano, Tobar García y los Talleres Protegidos

El proyecto de Plan Urbano Ambiental debe ser tratado en la Legislatura de la ciudad de Buenos Aires. Este plan que lleva el expediente N° 376-j-2000 resulta otra muestra más de cómo los políticos del régimen resuelven negocios para las empresas en contra de los trabajadores.


En el anexo Programas de Actuación en el punto «Subprograma Area Hospitales Neuropsiquiátricos», dice: «Este subprograma deberá tender a poner énfasis en las modernas políticas sanitarias que permitan refuncionalizar los viejos hospitales, hoy obsoletos en equipamiento y atención, adecuarlos a los nuevos tratamientos y recuperar para la ciudad vastas zonas y predios subutilizados, creando así mismo, un área hospitalaria de primer orden».


En el anexo «Documento Final» agrega: «Creación de nuevos espacios y equipamientos públicos en caso de desafectación de predios fiscales (por ejemplo, hospitales neuropsiquiátricos)».


Estos legisladores vendepatria siguen al pie de la letra las recomendaciones del Banco Mundial para la salud, contenidas en el «Informe sobre el Desarrollo Mundial 1993 * Invertir en salud. Washington, D.C.». Se trata de reformar el sector salud para brindar solamente prestaciones básicas o esenciales y que los servicios de alta complejidad sean pagados de acuerdo a los recursos de cada habitante.

En esta nota

También te puede interesar:

A propósito de dos artículos de Marcelo Larraquy
Por Roberto Rutigliano, de Tribuna Clasista (Río de Janeiro)
Un relato en primera persona del abandono del Estado a las víctimas de violencia de género