05/09/1996 | 509

¿Solución para los neuquinos?

Hace diez (10) días, el secretario de Desarrollo Social de la Nación (Eduardo Amadeo) viajó a Neuquén, para lanzar los cursos de capacitación laboral para esa provincia tan castigada con una gran crisis económica y social. Estos son los mismos cursos que, en combinación con el Consejo provincial de la familia y el instituto provincial del empleo, y en el marco del programa “Casas Solitarias”, para mujeres jefas de hogar, se lanzaron en el mes de junio de 1995, con duración de tres (3) meses y seis (6) de práctica, en Lomas de Zamora (Fiorito) y Lanús.


Con estadísticas que demuestran que Argentina es un país envejecido (13% de ancianos) y con tendencia a crecer (por bajo porcentaje de nacimientos), el gobernador Duhalde, a través del Consejo provincial de la familia, ha creado el curso de asistente geriátrico domiciliario (AGD) para mujeres. Del primer curso (iniciado en junio del ‘95) se han capacitado trece (13) mujeres de Fiorito y Budge. Se nos prometió que, finalizado el curso, junto a un certificado de capacitación, tendríamos trabajo, lo cual “no se cumplió”.


Ante el reclamo de las mujeres capacitadas y con nuestro certificado en mano, se creó el proyecto “Vivir en casa” y se nos lanzó a “practicar” con ancianos carenciados de la zona, los cuales se encuentran en “emergencia social” total; las AGD fuimos preparadas para lo ‘ideal’ y no para ‘lo real’ de una sociedad, donde los viejos provocan el rechazo de los mismos funcionarios del Estado capitalista, “condenándolos a la más cruel miseria” por no poder acceder a una jubilación o pensión.


Estos ancianos que “no poseen” cobertura social, en el mayor de los casos “no tienen familia” que los ayude y viven de la caridad de quien pueda brindársela.


En la práctica de nuestro trabajo comprendimos que lo mínimo que se podía hacer por ellos era “crear un espacio” donde brindarles algo de “contención y alimentos”, ya que el hambre “no es sólo de comida”, también necesita “atención y afecto”. Dicho curso, creado para insertar a mujeres en el mercado laboral, con capacitación para atender ancianos, nos animó a reclamar un “hogar de día” para la zona, que a su vez sería una fuente de trabajo para las AGD. El gobierno provincial y Nación niegan los fondos porque “no hay presupuesto”; sin embargo, cuando nos recibimos (setiembre‘95), en un acto oficialista, E. Amadeo, quien dice estar “muy preocupado” por los ancianos, dijo “… hay un puesto de trabajo” (para cada una de nosotras). Hoy, un año después, ¡no hay trabajo!; esto nos demuestra cuáles son las verdaderas intenciones del Estado capitalista, que genera planes de trabajo “precarios”, con intención de ‘tapar agujeros’. ¡¡Su política!! es continuar con la destrucción de la clase trabajadora, porque mientras favorece el enriquecimiento de una minoría en forma desmedida, condena a la inmensa mayoría de la población. Es evidente que la llegada de E. Amadeo a Neuquén ‘apunta’ a colaborar con el gobierno de Sapag, en un intento de desmovilizar a los neuquinos para encontrar una salida a la crisis social y ocupacional. No se puede negar que “Hay mucho de audacia” en las actitudes del gobierno capitalista, puesto que Neuquén está sublevado y convertido en un verdadero “polvorín”; los trabajadores dijeron ¡basta! y se organizaron, dando una ejemplar respuesta al gobierno hambreador, imponiéndole sus principales reivindicaciones y decididos a que “sí” es necesario que “el fuego” de Cutral Co se extienda por toda la provincia.


Ni siquiera manteniendo rehenes (Panario, Christiansen, Estrada), el gobierno provincial ha logrado detener los reclamos y la movilización de la población ¿Lo logrará, con la colaboración de E. Amadeo?