fbnoscript

Merlo: que el intendente declare la emergencia edilicia ya

Gran movilización docente

Más de 500 integrantes de la comunidad educativa se movilizaron este viernes por el centro del distrito de Merlo. Le solicitaron a las autoridades municipales que el intendente Gustavo Menéndez resuelva la emergencia edilicia y que habilite la suspensión de las clases en todas las escuelas, hasta tanto no se resuelvan los graves problemas de infraestructura que aquejan a la gran mayoría de ellas.

La marcha, impulsada por las más de 40 escuelas con clases suspendidas, tuvo el enorme apoyo de padres y estudiantes. Se sumaron muchas escuelas que, aunque sin suspensión, no cuentan con condiciones para recibir estudiantes.

Bajo la excusa de la “desinfección”, el Consejo Escolar permaneció cerrado dándole la espalda a los reclamos de las escuelas. Por ese motivo, la marcha se dirigió al municipio solicitando respuestas. Allí, una delegación de docentes, padres y estudiantes fue recibida por el Secretario de Educación, Lucas Scarcella.

 

Ante el reclamo de que se resuelvan de inmediato los problemas de infraestructura escolar, Scarcella informó que había una partida presupuestaria provincial de 90 millones de pesos para la refacción de 70 escuelas. Se trata de una suma limitada, teniendo en cuenta que son cerca de 280 las instituciones educativas del distrito, lo que deja planteado el reclamo de nuevas partidas presupuestarias adecuadas a las enormes necesidades.

Además, la Comisión dejó planteados tres reclamos. En primer lugar, que el intendente declare la emergencia edilicia en el distrito con la suspensión de clases en todas las escuelas, hasta tanto no se resuelvan los problemas de infraestructura.

Además, se solicitó que una comisión de docentes, padres y estudiantes realice el control de obras para garantizar que las partidas presupuestarias se conviertan efectivamente en refacciones escolares y evitar que terminen alimentando los negociados de funcionarios y contratistas a partir de los sobreprecios, corrupción, etc.

Por último, se planteó que el intendente convoque a una reunión urgente a directivos e inspectores para que cesen los aprietes en las escuelas que suspenden las clases por falta de condiciones.

El Secretario de Educación no dio soluciones a estos reclamos, pero asumió el compromiso de trasladarlos al intendente y traer una respuesta el lunes, en una nueva reunión a la que serán invitados también los representantes del Consejo Escolar.

Mientras se desarrollaba la reunión, la comunidad educativa en la calle votó una nueva movilización al municipio para el lunes.

La muerte de Sandra y Rubén (tras la explosión en la escuela n° 49 de Moreno) ha desnudado, de la forma más terrible, el estado de las escuelas de la provincia de Buenos Aires. La suspensión de clases y la inmediata refacción de las escuelas se ha convertido en una necesidad vital para la educación pública. Se trata de preservar la integridad física de docentes y estudiantes y de garantizar el derecho de enseñar y aprender en condiciones dignas.

Las más de 700 escuelas con suspensión en la provincia, acompañadas por masivas movilizaciones en todos los distritos, constituye una verdadera rebelión educativa ante la catástrofe edilicia. Es fundamental profundizar esta movilización hasta que las soluciones sean una realidad. ¡Podemos ganar! Justicia por Sandra y Rubén.

Compartir

Comentarios