fbnoscript
17 de julio de 2014 | #1323

Otra masacre contra el pueblo palestino

Gaza Conflict

El gobierno sionista se propone colonizar los territorios ocupados. Gaza, controlada militarmente por tierra y por mar. El ejército sionista intenta dar un golpe decisivo a la resistencia palestina.

El sionismo eligió el cínico nombre de "Barrera Protectora" para bautizar la ofensiva aérea sobre la Franja de Gaza que ha causado hasta ahora 200 muertos y más de mil heridos en seis días, la mayoría de ellos civiles y, por lo menos, una veintena de ellos, niños. El crimen de tres adolescentes judíos, sin que el gobierno sionista pudiera probar la responsabilidad de Hamas, ha sido la coartada para esta nueva masacre. El objetivo es asestar un golpe a la tentativa de formar un gobierno único de la Franja de Gaza y Cisjordania, para mejor proseguir la expulsión de palestinos y la colonización sionista de los territorios ocupados. El gabinete de seguridad, convocado por el primer ministro de Israel, declaró que no negociaría "con un gobierno palestino que depende de Hamas"; otra afirmación cínica, puesto que el sionismo ha saboteado todas las tentativas de negociación.

La instauración de un gobierno militar pro-sionista en Egipto y la guerra sectaria que atraviesa la mayor parte de los Estados árabes, han sido propicias para decidir este embate brutal. "Hay en el gobierno de Egipto un aliado muy estrecho de Israel y una coordinación extrema entre los servicios de seguridad israelitas y egipcios, y una determinación compartida de debilitar a Hamas" (Financial Times, 8/7). Un sector del gobierno y las fuerzas armadas sionistas impulsa la reocupación de Gaza, con vistas a extender la soberanía sionista al conjunto de Cisjordania. .

En la actualidad, 500.000 colonos viven en Cisjordania y Jerusalén Oriental. La Franja se encuentra en una suerte de prisión a cielo abierto, controlada por aire y por mar, sin acceso a su litoral ni a cualquier otra forma de salida. Su comercio se encuentra bloqueado y la recaudación fiscal está a cargo del gobierno sionista. "Contrariamente a lo que afirma Israel, la ocupación de la Franja de Gaza no terminó con la salida de sus soldados en 2005. El cerco de Gaza se ha incluso agravado" (Le Monde, 16/7).

Contradicciones explosivas La salida de "dos estados", que propician la Unión Europea y Estados Unidos se ha convertido en una caricatura; el temor de los imperialistas es, sin embargo, que una nueva "Nahkba" -la expulsión en masa de los palestinos- lleve el incendio en el Medio Oriente a extremos nunca vistos. El sionismo porta en su seno una bomba neutrónica, pues las contradicciones que desata son cada vez más explosivas. "Podemos destruirlos, planteó el ministro Naftalí Bennett. Hamas está aislada internacionalmente. Tenemos una oportunidad de ponerlo de rodillas (Le Monde, 16/7). El diario francés añade: "Una parte del establishment militar también apoya una operación de mayor amplitud, con la participación de tropas en el terreno, para asestar un golpe decisivo a los movimientos palestinos. Todas las tropas necesarias para poner en marcha este plan, habilitado desde hace varios días por el jefe del Estado mayor, el general Benny Gantz, se encuentran apostadas a lo largo de la frontera, para entrar en acción".

Hamas ha denunciado que el alto al fuego que viene fogoneando Egipto con el visto bueno de la Casa Blanca es un gesto vacío y reclama "que se levante el sitio de Gaza, que se ponga fin a la actividad militar en Cisjordania, la liberación de los presos que fueron nuevamente detenidos luego del último canje de prisioneros y la mejora de las condiciones de detención de los palestinos prisioneros en cárceles israelíes" (Haaretz. com., 15/7).

Pablo Heller

Compartir

Comentarios