fbnoscript
26 de marzo de 2020

Perú: Vizcarra autoriza a las mineras a seguir operando

Un virus con corona minera.
Por César Zelada
desde Lima. Grupo Vilcapaza

Se supone que el decreto 044-2020 (que solo permite que empresas vinculadas a actividades esenciales de alimentación, salud y bancarias funcionen) para enfrentar al coronavirus debería ser ley para todxs los que residen en Perú. Y es así como lo han comprendido la mayoría de peruanos o extranjeros que viven en la tierra de Micaela Bastidas. No obstante, parece que las poderosas empresas mineras tienen una corona ya que se zurran en las leyes peruanas y no acatan la “unidad nacional” bajo el slogan de #yomequedoencasa. Además, 48hs después de conocido el decreto fueron exceptuadas del mismo.

A pesar de haber sido todo este tiempo las más beneficiadas con la explotación de la materia prima metal minero (que llegó al 9,8% del PBI en el 2005), y en especial, durante el boom de los minerales (más de $22 000 millones en exportaciones en el 2012 y 55,1% de participación en exportaciones del 2015, fuente BCR), el afán de lucro de las transnacionales mineras no tiene límites. 

Y es que grandes empresas como Shougang Hierro Perú o Las Bambas, ambas de capitales chinos, siguen funcionando como si nada pasara, exponiendo a sus trabajadores al contagio del coronavirus. 

“La minera los obligó a asistir a sus centros de labores ubicados en San Nicolás, zona de embarque del mineral para ser exportado, y la mina, zona de extracción de hierro. Además, los trasladaron en un bus que no cumplía con las medidas de salubridad necesarias, pues no se respetaba el metro y medio de separación entre personas que recomienda la Organización Mundial de la Salud (OMS) para evitar contagios del Covid-19. Así, la minera Shougang estaría violando el Decreto Supremo”, redactó La República (18/3). 

Esta cuestión demuestra la falta de coherencia del gobierno de Martín Vizcarra que discursea sobre la lucha contra la corrupción y el Covid 19, mientras que, por otro lado, hizo la vista gorda (con el beneplácito de la Superintendencia Nacional de Fiscalización Laboral), sobre la flagrante violación a la ley de empresas como la Shougang,  que pone en peligro la salud de lxs trabajadorex peruanxs. 

Pero ni tonta ni perezosa, la patronal, entendiendo que estaba violando la ley, reclamó una modificatoria a la misma, para poder continuar funcionando. ¿Y qué creen ustedes que hizo el gobierno?
“El domingo 15 de marzo el gobierno emite el decreto sobre el Covid-19… y el día de hoy martes 17, el Ministerio de Economía y Finanzas, [autoriza que] cada titular minero definirá el propio personal mínimo indispensable que garantice el sostenimiento de las operaciones críticas… Acá no está hablando de servicios esenciales… todo el beneficio es para los empresarios mineros, mientras que el ciudadano sí tiene que esperar la asignación de los 380 soles, si es que le llegará”, declaró Jorge Juárez, Sec. Gral. de la Federación Nacional de Trabajadores Mineros, Metalúrgicos y Siderúrgicos del Perú (FNTMMSP), a través de Facebook. Con los 380 soles se refiere a un bono instituido por el gobierno para trabajadores informales e independientes.

Luego, continuó, “acá el responsable es Ud. Sr Vizcarra, esos Sres. (por los ministros), solo responden a su persona… ya las noticias están hablando de 117 casos… nos están diciendo que nos encontramos en fase 3… ¿qué significa eso?, que ya no se puede identificar el origen del virus, que ya está en nuestro medio ambiente…¿Funcionaron estos financiamientos (se refiere a las mineras) a las campañas políticas?...y los 380 soles cree que va a alcanzar para el 70% de los trabajadores informales?...”, (FB, 17/3).   

Por su lado, la Confiep (cámara patronal), a través de su presidenta, Isabel León, presionó al gobierno al decir que “uno no puede pensar que los campamentos mineros se van a detener durante quince días porque paralizarían la actividad minera” (La República, 18/3), logrando que el MEF incluya al sub sector minero en las actividades exceptuadas a las medidas del decreto, que les permitirá a las poderosas mineras funcionar con “normalidad”. 

Además de Shougang, otras empresas que están funcionando son Cerro Verde, Minera Shouxin Perú, Southern, Antamina, MMG Las Bambas y Antapacay, entre otras. Empresas que, como señalamos líneas arriba, durante el boom minero, tuvieron miles de millones de dólares en utilidades, y que fueron beneficiadas con leyes de devolución de impuestos aprobadas entre el Ejecutivo y el Legislativo, que solo el año pasado fueron más de 5 000 millones de soles (suma importante que podría invertirse en la compra de equipos respiratorios, kits, camas, indumentarios para el personal de salud y contratar más profesionales para atender el Covid 19). 

La situación dramática que vivimos lxs trabajadorxs debe servir para deliberar una propuesta política de salida a la crisis sanitaria “neoliberal” que se evidencia con el Covid 19 y además porque tarde o temprano la patronal nos va a querer hacer pagar “los platos rotos”. 

 

En esta nota:

Compartir

Comentarios