fbnoscript
7 de agosto de 2018

La lucha estudiantil en Moreno y sus perspectivas

Tras la explosión en la escuela N° 49

Esta semana comenzó bajo el desarrollo de una pueblada en Moreno como respuesta al crimen de Sandra y Rubén (víctimas de la explosión en la escuela n° 49). Durante la mañana del lunes, una movilización colmó diez cuadras y se dirigió hacia la Jefatura Distrital y el Consejo Escolar de la ciudad. Previamente, decenas y decenas de asambleas en las puertas de los colegios ratificaron la suspensión de las clases "hasta que se arregle la última escuela de Moreno".

El movimiento estudiantil de Moreno está jugando un rol fundamental en todo este proceso. La lucha estudiantil está rompiendo el cerco de aislamiento que hace años venían imponiendo las autoridades locales. Se está gestando una unidad que puede tener enormes perspectivas si se coordina de manera independiente de todos los ajustadores y no se subordina a aquellas aspiraciones electorales que bajo el slogan "Hay 2019" nos llaman a dejar pasar este ajuste criminal.

Una vez en el Consejo Escolar, los estudiantes secundarios y terciarios presentes organizamos una asamblea para discutir acciones conjuntas en la lucha contra el vaciamiento de los colegios del distrito. Quedó de manifiesto la indignación general y la voluntad de reforzar los reclamos y los métodos de lucha para conquistar condiciones dignas de cursada. En particular, se puso sobre la mesa la necesidad organizar las tomas de los colegios, que ahora se presentan con una vigencia plena, por la comprensión popular de que "no están dadas las condiciones para que se dicten clases". Frente a las presiones del gobierno hacia los directivos para que se reabran las escuelas, los estudiantes debemos estar alertas para intervenir con nuestros propios métodos y asegurar la suspensión de las clases hasta conquistar los reclamos de toda la comunidad educativa.

En este sentido, y teniendo en cuenta la enorme voluntad de lucha, es necesario organizar un movimiento estudiantil independiente de todos los bloques políticos (desde Cambiemos y el Frente Renovador, hasta el PJ FPV) que garantizan el ajuste en las legislaturas, los concejos deliberantes y los consejos escolares, y que buscan subordinar las distintas luchas a sus armados electorales de cara al 2019. El relato de "votar bien" el año que viene se contrapone con la necesidad concreta de salir a derrotar el ajuste hoy, conquistar nuestras condiciones de cursada y defender nuestras vidas frente a la catástrofe educativa. No hay nada que esperar ni ninguna confianza que delegar cuando se ha cruzado una línea que no se debería haber alcanzado nunca: la de la muerte.

Llamamos a todos los estudiantes del distrito a construir un movimiento estudiantil de lucha, independiente de los partidos ajustadores, que se organice para derrotar al ajuste de Macri, Vidal y el intendente Walter Festa, y defender la educación pública para evitar que más compañeros como Sandra y Rubén pierdan la vida. 

Fuera Gabriel Sánchez Zinny (el director general de Escuelas bonaerense). El Estado es responsable. Justicia para Sandra y Rubén. Que no abra ningún colegio hasta que se garanticen los arreglos inmediatos.
 

Compartir

Comentarios