fbnoscript
25 de abril de 2019

Intérpretes de lenguas de señas y estudiantes se movilizaron en la Universidad del Comahue

Por Corresponsal
UJS Bariloche
Intérpretes de lenguas de señas y estudiantes se movilizaron en la Universidad del Comahue

Foto: Debora Leuquén.

El lunes 22 se produjo una concentración en el hall de la Universidad del Comahue, sede Bariloche, con motivo de visibilizar la imposibilidad que tienen les estudiantes con diversidad funcional para continuar con sus estudios universitarios, esto se debe a la falta de pago desde comienzo del ciclo lectivo al equipo de intérpretes de LSA, quienes cansadas de esta situación decidieron suspender sus servicios.

Se trata de tres estudiantes sordes que comenzaron sus estudios este año, dos en la carrera de educación física y una en enfermería, quienes al asistir a clases hace una semana se encontraron con la ausencia de les intérpretes. Pese a los intentos frustrados de les compañeres por explicar los contenidos quedaron excluides de la clase.

Cabe destacar que dicha situación fue generada por la precarización laboral de les intérpretes, quienes además de no percibir su salario desde febrero, comenzaron su trabajo con ausencia de contrato. La propia universidad les exigió como requisito para iniciar las tareas la realización del monotributo, el seguro e ingresos brutos, cuyos gastos debieron ser solventados por las trabajadoras tras la promesa de un contrato a futuro.

La semana pasada fueron invitadas a una reunión por parte de la secretaría de Bienestar del CRUB en donde se les comunicó que no sólo no iba a haber contrato sino que se les abonarían los meses trabajados pero que a partir de mayo no estaría asegurado el servicio debido a un recorte de horas. Esto no sólo vulnera el derecho de las trabajadoras a quienes dejan en la incertidumbre de la continuidad laboral sino que también vulnera los derechos de les estudiantes quienes tendrían un acceso restringido a la educación pública.

Este ataque a la educación pública por parte de la propia Universidad Nacional del Comahue se suma a los problemas edilicios de varias de sus sedes (falta de calefacción, mal estado de los baños, techos, etc.) como también el de las residencias, a las cuales para ingresar no sólo se les exigen ciertos requisitos a les estudiantes sino también el pago de un monto mensual por la estadía en las mismas, lo que imposibilita los estudios a quienes desean venir a estudiar desde otros puntos de la provincia reduciendo así el acceso a la educación pública.

Sumado a éstas situaciones se pueden mencionar también que las becas son reducidas, el monto no cubre el sostén de les alumnes y por supuesto el acceso a las mismas es dificultoso. La falta de fotocopiadora, de gabinete para enfermería, el pago a les docentes ayudantes -que hoy en día trabajan ad honorem son otros de los reclamos por los que nos vemos atravesades tanto docentes como estudiantes.

El ajuste del gobierno de Macri es aceptado por parte de las autoridades de la Universidad en el momento en el que acepta un presupuesto que no alcanza para mantener una educación pública y gratuita de calidad. 

Por eso exigimos regulación inmediata de las trabajadoras intérpretes, no más exclusión a les estudiantes con diversidad funcional, no al cobro en las residencias, facilitación de acceso y aumento de las becas, fotocopiadora de y para les estudiantes, salarios para les docentes ad honorem, aumento de salario para les docentes, presupuesto acorde a las necesidades de las universidades. Exigimos a la Federación Universitaria del Comahue (FUC) que deje de mirar para un costado y elabore un plan de lucha en base a nuestros reclamos. No al pago de la deuda, que la crisis la paguen los capitalistas.

Compartir

Comentarios