10/05/2012 | 1221

Abajo el tarifazo en los colegios privados

Organicemos la respuesta estudiantil

EXCLUSIVO DE INTERNET


El gobierno anunció que aumentará hasta un 15% las cuotas de los colegios privados de la provincia de Buenos Aires y hasta un 18% en la Capital.


El aumento, retroactivo a marzo, afectará a más de 1,6 millones de familias de estudiantes. El motivo se aclara en la misma resolución oficial: "es necesario tener en cuenta el impacto del incremento de los salarios docentes en la ecuación económico-financiera" de los colegios. Lo mismo sería decir que para que el lucro de la educación privada sea rentable, es necesario que los docentes cobren salarios miserables y que los estudiantes aporten el resto, pagando sumas cada vez mayores.


El argumento es extorsivo, porque descarga la responsabilidad del ajuste sobre los trabajadores de la educación que reclaman por su salario, ocultando que el aumento es un aspecto más de un ajuste generalizado, cuya mayor expresión es una inflación galopante, justamente la principal causa del empobrecimiento salarial. El cuadro se completa con una 'ecuación económico-financiera' balanceada con subsidios del Estado.


En la provincia funcionan 4.100 colegios que reciben subvención para pagar parte o el total de la remuneración de los docentes. Con lo cual queda al desnudo que el único fin del aumento es una mayor ganancia de los empresarios de la educación privada, descargando la boleta sobre los estudiantes y sus familias, responsabilizando a los docentes y respaldado con una sangría por parte del Estado. Un esquema similar al que el gobierno nacional armó para mantener en pie las privatizaciones menemistas.


Lo que remata el ajuste es la posibilidad de una situación como la que se dio en 2010, cuando se anunciaron subas del orden del 15%, que finalmente culminaron con incrementos de hasta un 30%. No hay constancia, en este marco, de que los colegios deban llevar adelante tamaño aumento.


Reclamamos, en primer lugar, que se anule el aumento autorizado por el gobierno, a la par que exigimos la apertura de los libros de contabilidad de los establecimientos educativos privados, para desenmascarar un ajuste que responde a la sed de ganancia de quienes lucran con el derecho a la educación.


Sólo la movilización activa de los estudiantes podrá frenar esta tentativa. Más que nunca, está planteada la tarea de organizar centros de estudiantes en todos los colegios privados y fortalecer a las coordinadoras independientes del gobierno, para debatir y llevar adelante un plan de acción contra este ajuste.

En esta nota

También te puede interesar:

Ante la ola de denuncias por abusos en los secundarios.
Desarrollemos una política independiente de la demagogia K y el gorilismo macrista.
En CABA movilizamos a las 16hs de Congreso a Plaza de Mayo junto a la Coordinadora de Estudiantes de Base.
Les estudiantes nos organizamos contra la presión del gobierno por exponer la salud de toda la comunidad educativa en la vuelta a la presencialidad.