04/05/2020

Masiva charla virtual y nacional: la 1969 se organiza frente a la pandemia y el faltante de hormonas

Por Mayra Francica , Agrupación LGBTI 1969

En el día de hoy, se llevó a cabo de manera online la primera reunión abierta nacional de la Agrupación 1969 que contó con concurrencia de compañeres de la capital de Buenos Aires, PBA, Córdoba, Misiones, Santa Cruz, Santiago del Estero y Chaco, llegando a un total de 85 compañeres que asistieron.


La charla tuvo como eje central la situación a la que se enfrenta la comunidad LGBT+ en este periodo de cuarentena. La pandemia desnuda una crisis preexistente que no hace más que profundizarse y poner de relevancia el desfinanciamiento de la salud pública constante por parte de todos los gobiernos, que hoy se ve plasmada en la falta de insumos básicos de seguridad e higiene para les trabajadores y la falta de elementos de atención en todos los hospitales del país. 


En nuestra comunidad, esto afecta en gran manera, ya que la crisis en salud está íntimamente ligada a la crisis por la falta de hormonas que se viene desarrollando desde octubre del año pasado cuando denunciamos el faltante para masculinidades trans durante el macrismo. Con el ascenso del gobierno de Alberto Fernández y sus compromisos por pagar la deuda externa, esto no hizo más que profundizarse y extenderse a toda la población travesti trans y no binarie teniendo un alcance nacional llegando a suspender todos los tratamientos hormonales con las consecuencias que esto implica en los cuerpos de las personas que se hormonizan. De esta manera, el Estado incurre en un incumplimiento de la Ley de Identidad de Género, que expresa en su letra la responsabilidad del mismo de proveer, no solo los tratamientos hormonales, sino también poder acceder a los cambios quirúrgicos que la persona desee poniendo todo tipo de complicaciones burocráticas. 


El Estado, con la bajada de línea de las Iglesias, ataca brutalmente a toda la comunidad LGBT+ y particularmente a las personas travesti-trans, sometiendo a este sector a la vulnerabilidad económica y marginalidad social que les empuja a tener que ejercer la prostitución como única fuente de ingresos contando con una expectativa de vida de 35 años, producto de los crímenes de odio, la falta de trabajo genuino y de la no implementación del cupo laboral travesti trans. 


Además, discutimos el rol que cumple el Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad, que funciona como estrategia para devaluar todas nuestras reivindicaciones y que no responde en absoluto a las necesidades inmediatas del movimiento de mujeres y de diversidades sexuales y de género que están sufriendo violencia en sus hogares y la falta de insumos para sustentar la cuarentena. La campaña del barbijo rojo plenamente criticada, que obliga a les trabajadores que no están capacitados a proveer ayuda a las mujeres y diversidades sexuales y de género, fue una de las tantas resoluciones polémicas que reveló la ministra Alcorta en la Comisión de Mujer, además de proponer una publicidad frente a la línea *144 tras el gran aumento de los llamados por violencia de género e intentos de femicidios y transfemicidios, como también, la mentira de generar aumentos en los planes sociales. Sobre dar una respuesta frente a la situación de emergencia que sufrimos la comunidad LGBT+ y las mujeres, el gobierno brilla por su ausencia.


La persecución a nuestra comunidad no es novedosa, ya que se agrava en este contexto de coronavirus ante el despliegue de las fuerzas represivas en las calles que impone el gobierno para garantizar el cumplimiento de la cuarentena y que la clase obrera no se movilice por sus reclamos. A pesar de la derogación del protocolo de detención para personas LGBTI que había sido implementado por la ex ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, esto no redujo la violencia y persecución hacia las diversidades sexuales y de género.


Además, les compañeres de la UJS colocaron el fracaso de las clases virtuales y que es un privilegio para unas pocas personas. La situación de la educación pública está en crisis por falta de financiamiento hace años y gestiones aliadas a los gobiernos, donde el Estado no se encarga de proveer los elementos necesarios para el sustento de la cursada en todos los niveles. Teniendo en cuenta el nivel de marginalidad en la que vive gran parte de la población, es imposible acceder a las clases ya que en muchos casos las personas no tienen los elementos necesarios para poder llevar adelante la modalidad virtual que afecta tanto a alumnes como a docentes, para quienes significa mayor carga horaria y mayor precarización de su trabajo. También, se colocó la importancia de defender la ESI laica y científica que contemple las diversidades sexuales y de género para formar a les docentes y a les estudiantes, ya que choca con la política del gobierno de cerrar los postítulos de ESI, lo cual no es sorpresa si tenemos en cuenta la injerencia de las iglesias sobre el Estado, donde el último le concede a las Iglesias el rol primordial de contención social en los barrios más pobres, que promulgan el oscurantismo y el ataque hacia nuestras identidades.


La situación de la comunidad LGBT+ en las diferentes provincias 


En cuanto a las intervenciones de les compañeres en las diferentes provincias, expusieron las diferentes problemáticas a las que nos enfrentamos como comunidad a lo largo y a lo ancho del país. 


Les compañeres de Córdoba relataron su lucha por la implementación del Cupo Laboral Trans durante el año pasado que fue cajoneado por el PJ, luego de diversas maniobras para retrasar el voto de la Ley. Desde Santa cruz, denunciaron que la Secretaría de Derechos y Diversidades que se conformó luego del asesinato de Marcela Chocobar no respondió nunca a los reclamos de la comunidad LGBTI. De los dos consultorios “inclusivos” que se habían conformado en la provincia, uno de ellos ubicado en Río Gallegos, cerró antes de la cuarentena. En el año 2018 se presentó el primer proyecto de Ley del Cupo Laboral Trans, que incluía la ESI y la capacitación de los docentes en conjunto con la asistencia a las familias. Esto, no fue nada más que una maniobra demagógica por parte del kirchnerismo, que una vez más se encargó de cajonear el proyecto. La 1969 de Misiones relató que lo único que aprobó el Concejo deliberante de Posadas es un “paseo de la diversidad” que no augura en absoluto la situación de miseria en la que vive nuestra comunidad. Si bien se implementó un sistema provincial de teleducación para que la comunidad trans pueda finalizar su educación, no está mostrando resultados reales que modifiquen la realidad que viven las personas travesti trans, además de que no hay un seguimiento del mismo por parte del Estado. En Misiones, es más que difícil conseguir las hormonas ya que está totalmente burocratizado, además de que solo es posible el acceso en la ciudad. 


Una campaña nacional por delante


Para continuar con la campaña que venimos desarrollando por el faltante de hormonas para personas trans y no binaries, votamos un plan de lucha independiente teniendo en cuenta las limitaciones que presenta la cuarentena.


Como primera resolución, votamos por una campaña nacional de juntada de firmas por el faltante de hormonas y el cumplimiento de la Ley de Identidad de Género, para que se regularicen los tratamientos y el Estado garantice la distribución de hormonas a nivel nacional en todos los centros de salud del país. Optamos por llevar adelante una campaña de fotos y videos para visibilizar todas las problemáticas de la comunidad LGBT, reclamar el subsidio de $30.000 para les desocupades y contra los crímenes de odio. Así como también, impulsar reuniones abiertas por regionales para mantener una regularidad de organización en los diferentes frentes y realizar un Facebook Live sobre persecución a la comunidad LGBT+ y el faltante de hormonas durante la pandemia junto a referentes del Polo Obrero y Tribuna de Salud para llevar mejor a flote la campaña. 


Teniendo en cuenta que el IFE fue otorgado a pocas personas que se encuentran en estado de alerta, el reclamo por trabajo genuino y un subsidio al desocupade de $30.000 en este marco, es más que vigente y es una consigna que debemos levantar como movimiento. 


Las diversidades sexuales y de género no podemos esperar a que termine la cuarentena para organizarnos, debemos accionar rápidamente frente a las políticas excluyentes y reaccionarias que estos gobiernos tienen para ofrecernos. La salida es por izquierda y junto a la clase obrera. 




 

En esta nota

También te puede interesar:

Reprimen a los internos por filmar un video denunciando la situación.
Un programa en defensa de la vida de los trabajadores de la salud.
Entre el 35 y el 40% de los casos positivos locales de Covid-19 se da en el personal sanitario.
Crecen los contagios de choferes ante la desidia patronal.
Irregularidades en el funcionamiento de los dispositivos de atención de niñes y adolescentes en situación de vulnerabilidad
Escasean las camas para los casos de Covid-19 mas graves.