fbnoscript
23 de abril de 2015 | #1360

EXCLUSIVO DE INTERNET

Milani deberá declarar por la desaparición del hijo de Nora Cortiñas

La Cámara de Casación Penal hizo lugar al hábeas corpus presentado por Nora Cortiñas por la desaparición de su hijo, Gustavo Cortiñas.

La dirigente de Madres - Línea Fundadora reclama que el Estado brinde toda la información concerniente al paradero de su hijo. En función de ello, pidió que fueran citados a declarar el jefe del Ejército, César Milani, y el ministro de Defensa, Agustín Rossi.

La decisión de la cámara revierte el fallo de primera instancia, que rechazó el pedido de Nora a pesar de sus fundados argumentos. Ocurre que, en 2012, el juez federal Daniel Rafecas había procesado al general de brigada Carlos Alberto Martínez, integrante del II Cuerpo de Inteligencia del Ejército, al considerarlo responsable, entre otros crímenes, por la desaparición de Gustavo Cortiñas. El genocida falleció antes de llegar a juicio. El pedido para que Milani declare se basa en el hecho de que también se desempeñó en Inteligencia de esa arma y en la misma área que Martínez. El involucramiento de Milani en el genocidio es indudable. Los que lo defienden en nombre de la "presunción de inocencia" tiran por la borda una tradición de lucha de décadas. Las denuncias y testimonios de víctimas y familiares contra los represores siempre fueron respaldadas por los organismos de derechos humanos. Milani tiene que salir de su cargo de jefe del Ejército y responder por cada una de las denuncias que pesan sobre él. Actualmente, la Justicia lo protege a cuenta del gobierno nacional.

También Elia Espen presentó un habeas corpus, con el patrocinio de Apel, en el que solicita que el ministro Rossi responda por el paradero de su hijo, Hugo Miedan, desaparecido desde 1977.

¡Que se abran los archivos de la dictadura!

En esta nota:

Compartir

Comentarios