fbnoscript
1 de junio de 2018

Basta de impunidad y encubrimiento político en Santiago del Estero

Acto de la Comisión de Familiares y Víctimas a 10 años del asesinato de Raúl Domínguez

El jueves 24 de mayo se realizó una convocatoria desde la Comisión de Familiares Victimas de Impunidad para movilizarse contra el régimen de atropellos y represión que representa el zamorismo, la fuerza que gobierna Santiago del Estero. La concentración de los familiares de Raúl Domínguez (empleado de la Dirección de Rentas que había denunciado corrupción en ese organismo) y de los demás casos que se referencian con la Comisión se dio en la plaza Libertad desde las 19 hs de ese día.

Posteriormente la Comisión de Familiares, junto al Partido Obrero y una delegación de Izquierda Socialista, marchamos a la Casa de Gobierno, donde se realizó el acto central de la convocatoria. Allí los familiares de la Comisión tomaron la palabra marcando claramente la responsabilidad del Estado en los crímenes. Estos tienen como eje común la intervención del aparato represivo como herramienta de ejecución de las muertes, además como una fuerza necesaria para limpiar las escenas de los crímenes para desviar las investigaciones como en los casos de Domínguez, Cristian Ferreyra (activista del Mocase), y “Marito” Salto (niño de 11 años descuartizado en Quimilí).

En su discurso, Milton Domínguez (hijo mayor de Raúl) destacó el método o modus operandi de estas bandas. Tanto Domínguez como Salto fueron secuestrados, torturados, descuartizados y arrojados en bolsas de consorcio (basura), en  un claro mensaje mafioso. A pesar de los años transcurridos, los asesinos siguen libres. Las fuerzas represivas en todos estos casos han actuado para “contaminar la escena del crimen” y borrar pruebas.

En el caso Domínguez, luego de encontrar el cuerpo descuartizado en una zona cerca de su domicilio, el jefe de policía mandó a desmontar la zona para eliminar las pruebas; en el caso Ezequiel Melián, asesinado en una represión en un estadio de futbol, la policía fue a retirar los proyectiles de la pared de la cancha del club Sarmiento; en el caso de Salto la policía fue a limpiar la escena para desvincular al aparato represivo e instalar la teoría del rito umbanda.

La Comisión de Familiares Víctimas de Impunidad sigue movilizándose y desde la Casa de Gobierno ha llamado a reforzar la lucha contra la impunidad y a participar activamente de la marcha aniversario de Marito Salto a realizarse el 2 de junio en Quimilí, exigiendo ¡juicio y castigo a los asesinos de ayer y de hoy! ¡Basta de impunidad y encubrimiento político!¡ Desmantelamiento del aparato represivo!

Compartir

Comentarios