fbnoscript
26 de julio de 2007 | #1002

Provocación contra el Partido Obrero

Por Esteban

El miércoles 18, la sede del Partido Obrero amaneció cubierta de afiches de Fuerza Republicana. Sólo la sede del PO estaba pegatinada en toda la zona. Se trataba de una provocación, que inmediatamente fue denunciada públicamente.

Daniel Blanco denunció a Fuerza Republicana como una fuerza en descomposición que ha estallado: diversos grupos bussistas han ido a recalar en el oficialismo y otros a las fuerzas de oposición derechistas.

Blanco denunció al gobierno de Alperovich, interesado en provocar al PO, por su acción cotidiana de organización de la lucha obrera y popular.

Blanco contrastó la rápida acción policial (cuando las pegatinas son contrarias al gobierno) y hasta el uso de la policía para despegar los afiches del PO, con la plena libertad e impunidad con que se realizó la pegatina en la sede del PO. Para agredir al PO hubo “zona liberada”.

Compartir

Comentarios