fbnoscript
3 de enero de 2008 | #1023

De la Comisión por los Derechos Humanos de Paraguayos Residentes en Buenos Aires

Marcos Paz, 10 de diciembre de 2007

Comunicado

En nuestra condición de presos políticos detenidos en el penal de Marcos Paz nos dirigimos a la opinión pública para expresar cuanto sigue:

1. Denunciamos nuestra injusta detención que lleva un año y siete meses sin haber cometido ningún delito, el gobierno de la Argentina nos tiene en esta condición en el más absoluto silencio, convirtiéndose en cómplice de la persecución por nuestra opinión política y nuestra pertenencia al sector más perseguido históricamente en el Paraguay, el campesinado.

2. Hemos venido a solicitar protección al gobierno argentino, ante la persecución por nuestra posición anti-imperialista en el Paraguay del nefasto general Stroessner, por denunciar la continuidad de las prácticas autoritarias, la pobreza, la exclusión, la presencia de marines norteamericanos en el Paraguay, el gobierno paraguayo pone en práctica la política pro-yanqui de la guerra preventiva, razón por la cual estamos detenidos.

3. Nos invade la tristeza al recordar a nuestros hijos desnutridos en la pobreza a quienes la oligarquía mafiosa nos ha obligado a abandonar, quienes manejan el poder judicial en el Paraguay, un poder semilegal y herramienta de persecución del Partido Colorado.

4. Queremos dejar claro ante el mundo que el Paraguay es un país manejado por las mafias desde 1954 a través del tráfico de drogas, armas, piratería que cuenta con protección de los órganos del Estado, sosteniendo que el gobierno argentino de concretar nuestra entrega al Paraguay nos está entregando a la mafia que significa enviarnos al matadero.

5. En esta fecha que se recuerda la declaración universal de los derechos humanos apelamos al gobierno argentino, nos conceda nuestra libertad, teniendo presente que todo individuo tiene derecho a la vida y a la libertad.

6. Por último, agradecemos la solidaridad de los organismos de derechos humanos, personalidades, individualidades, organizaciones políticas, gremios, organizaciones barriales, medios alternativos, que nos han acompañado durante todo este tiempo de injusta detención.

Confiamos en la trayectoria de la Argentina como tierra de asilo para los perseguidos políticos.

Ante tanta agresión y dolor que nos toca vivir les dejamos nuestro abrazo y nuestro cariño.

Desde la injusta prisión de Marcos Paz.

Los seis paraguayos presos políticos.

 

 

En esta nota:

Compartir

Comentarios