Libertad ya y absolución de Karen Marin

El 15 de diciembre nos volvimos a movilizar a los tribunales de Quilmes para pedir la libertad de Karen Marin.
PDT-Quilmes.

Karen Marín, joven de 19 años, estudiante de la carrera de Historia en el Instituto 83 de Solano, está presa desde hace más de 1 año por una causa armada por la justicia quilmeña.

En octubre del 2019, Karen se defendió de un intento de robo piraña perpetrado por 7 hombres, donde uno de los mencionados resultó apuñalado. Un mes después fue allanada su casa “en busca de una gorrita” y fue detenida, trasladándola a la DDI de Quilmes. La mantuvieron 10 días incomunicada, y los dos primeros días esposada a una silla, sin beber ni comer. Luego fue trasladada a Melchor Romero, en la que por un error administrativo la ubicaron en el pabellón “Población” donde se encuentran las reclusas con las condenas más altas. Terminó siendo acusada de “lesiones graves” y por “el robo de una gorra” al ladrón (Facundo Ibarra), el Juzgado de Garantías N° 1 de Quilmes le denegó la excarcelación. El 26 de febrero le fue otorgada a Karen la prisión domiciliaria, que cumple en Avellaneda ya que la defensa de Ibarra declara como “peligrosa” la presencia de la joven en el barrio.

La causa se encuentra a cargo del fiscal Leonardo Sarra, de la UFI 2, una causa plagada de irregularidades: la gorra y el arma nunca fueron encontradas, no se tuvo en cuenta el pedido de los videos de las cámaras de seguridad del barrio que solicitó Karen, todos los testigos presentados por el denunciante son del círculo íntimo de Ibarra, círculo que es denunciado por los vecinos por ser responsables de distintos intentos de robo e intimidaciones aprovechando su relación directa con la justicia y la policía quilmeña. La UFI 2 es conocida desde hace años, fue la encargada del caso de Sergio Jaramillo, un detenido que había acusado al Servicio Penitenciario Bonaerense y fue encontrado muerto 21 de julio de 2004 en la celda donde había sido alojado para su protección. Por más de 10 años se denunció la nula investigación del caso por parte de la fiscalía.

Desde el día uno la familia ha movilizado exigiendo la absolución, fue gracias a esa movilización que le dieron prisión domiciliaria, en noviembre realizaron una juntada de firmas por el barrio que fue entregada hace 15 días al juzgado. Ayer se volvieron a movilizar y lograron una entrevista con el juez, que se comprometió a acelerar los tiempos. El día lunes 21 de diciembre a las 9 hs volvemos a los tribunales de Quilmes para seguir exigiendo la liberación YA de Karen y su absolución. Es fundamental extender la solidaridad para que Karen Marín sea liberada, sólo la movilización popular va a lograrlo.

También te puede interesar:

El proyecto ya tiene dictamen favorable en la Comisión de Minería e Industria de la Legislatura bonaerense.
En reclamo de $150 mil de básico y un bono de $50 mil.
Exigimos juicio y castigo. Abajo la militarización de la zona andina y la represión contra el pueblo mapuche. El estado es responsable