Se realizó la audiencia públicapor la absolución

Petroleros de Las Heras


El viernes 14 se llevó adelante en el Congreso Nacional la audiencia pública por la absolución de los petroleros de Las Heras, encabezada por el diputado nacional del Frente de Izquierda, Néstor Pitrola.

Contó con la presencia de familiares de los compañeros condenados, representados por Claudia Pafundi -esposa de Omar Mansilla-, y de sus abogados defensores, los doctores Rosa Razuri, Alberto Luciani, Andrea Forgueras y Claudia Ferrero, de Apel. También participaron representantes de numerosos organismos de derechos humanos (Correpi, Asociación Ex Detenidos Desaparecidos), de la Madre de Plaza de Mayo Elia Espen; de dirigentes sindicales como el secretario general de ATE Héctor Méndez, Julio Fuentes (CTA), Carlos Pacheco (Ecotrans), Gustavo Lerer (Junta Interna del Garrahan) y Víctor Grosi, secretario general del Sitraic. Estuvieron presentes los diputados Nicolás del Caño, Claudio Lozano y Victoria Donda y el legislador de la Ciudad de Buenos Aires Marcelo Ramal. Los diputados Pablo López (Frente de Izquierda), José Luis Riccardo (Unen) y Ana Carla Carrizo (UCR) hicieron llegar sus adhesiones. Los familiares de Luciano Arruga -que no pudieron llegar al centro porteño por el paro de colectivos- también enviaron su apoyo a la audiencia.

Las intervenciones dejaron en claro el contexto en que se desarrollaron los acontecimientos y el proceso que condujo a las condenas. Esto es: la enorme huelga petrolera de 2006 contra la tercerización y el impuesto a las ganancias; la represión ordenada por el gobernador Acevedo, la detención de los dirigentes de aquella lucha y la pueblada de más de 7.000 personas a la comisaría del pueblo para reclamar la libertad de los detenidos y la represión que desata una batalla campal, en la que muere el policía Sayago. A partir de allí, la “investigación” se desarrolló en un marco de terror. Durante el juicio, quedaron probadas las torturas sufridas por acusados y testigos.

El fallo que condenó a los petroleros -que no fue unánime- se basó en declaraciones obtenidas bajo amenazas. No se probó la participación ni culpabilidad de ninguno de los imputados. Una sentencia al servicio de las petroleras, enmarcada en la indemnización a Repsol y los acuerdos entreguistas con Chevron.

Los oradores también destacaron el giro derechista del gobierno, puesto de manifiesto en el discurso de CFK del 1° de marzo: fue un claro mensaje al Tribunal Superior de Justicia de Santa Cruz -que ahora debe resolver el recurso de casación interpuesto por la absolución de los condenados-, en el marco de las nuevas detenciones de dirigentes petroleros.

En la misma línea, se propuso impulsar una comisión bicameral y movilizar enérgicamente el próximo 24 de Marzo, jornada en la que la absolución de los petroleros será una de las principales banderas. Dupliquemos la movilización por la absolución de los obreros de Las Heras, la libertad de los detenidos y el desprocesamiento de los luchadores; contra el ajuste y para que la crisis la paguen los capitalistas.


Valeria (Apel)