Suspenden sentencia del juicio contra los genocidas de la Brigada de San Justo 

La lectura del veredicto del juicio contra los 18 genocidas imputados por delitos de lesa humanidad por su accionar en la última dictadura cívico-militar-eclesiástica estaba pactada por el Tribunal Nº1 de La Plata para el día de hoy. Ayer, a última hora, notificaron de manera informal que se suspendía la lectura del veredicto y que los motivos iban a ser expuestos por el tribunal en la audiencia de hoy. La querella, Justicia Ya! La Plata (de la cual Apel forma parte), junto al resto de las querellas convocó a los juzgados federales de La Plata, donde se desarrollaban las audiencias, para escuchar el veredicto en la calle como históricamente se hizo en los juicios que se llevan adelante desde 2006 en la ciudad, a pesar de la decisión del tribunal de rechazar nuestro pedido de que la audiencia se realice de manera presencial con protocolos correspondientes para evitar contagios.

La explicación que dio el presidente del tribunal Alejandro Esmoris fue (con motivo de haber dictado en agosto junto a los jueces Nelson Jarazo y Pablo Vega) el apartamiento por incapacidad sobreviniente del genocida Ricardo Armando Fernández, represor del Destacamento de Inteligencia 101 del Ejército que está acusado por 47 casos de secuestros y torturas. En octubre, nuevas pericias psiquiátricas -que se solicitaron en el juicio por los centros clandestinos Banfield, Quilmes e Infierno que lleva adelante el mismo tribunal con otra composición y en el cual también Fernández está imputado- confirmaron que es apto para ser juzgado, por lo que debían resolver la situación del imputado previo a la lectura del veredicto.

La respuesta desde Justicia Ya! fue que el tribunal no evaluó el impacto que el cambio de fecha produce en les sobrevivientes y sus familias y en todes les que hace más de dos años participamos activamente en este debate. Muchos testigos fallecieron después de declarar, no pudieron hacerlo o se descompensaron en medio de su declaración por el estado de salud en el que se encuentran producto de las consecuencias del genocidio. La situación procesal del Genocida Fernández pudo resolverse antes y evitar los daños a les compañeros.

Estas prácticas revictimizantes se llevaron adelante desde el primer momento al permitir a los genocidas que llegaron a juicio presencial (estaban imputados originalmente 24 y fallecieron 6 antes de comenzar el debate) las audiencias por videollamada y el no estar presentes en la sala de audiencias.

Finalmente, este debate que contempla 84 casos, 31 de los cuales corresponden a personas detenidas-desaparecidas que fueron militantes sociales, políticos y sindicales de la zona oeste del conurbano, se llevará a cabo el miércoles 2 de diciembre.

Convocamos a todas las organizaciones políticas, sociales y de DDHH a escuchar el veredicto en la calle exigiendo prisión perpetua para todos los genocidas, como fue pedido por nuestra querella, y que se revoquen las domiciliarias de la cual gozan la mayoría de los imputados.

Compartimos el comunicado de Justicia Ya!

JUSTICIA YA! La Plata repudia la decisión del TRIBUNAL ORAL FEDERAL I DE LA PLATA (TOF I) de suspender el dictado de la sentencia en el juicio a los genocidas de la Brigada de Investigaciones de San Justo (BSJ)

En las últimas horas de la tarde del día 17 de noviembre y de manera informal, el TOF I informó a los querellantes que suspendían el dictado de la sentencia que el mismo tribunal había fijado para mañana 18 de Noviembre a las 10 hs.  Recordamos que en este juicio se juzgan a 18 imputados por los delitos cometidos durante la dictadura cívico-militar-eclesiástica, a 84 víctimas. Las audiencias comenzaron el 14 de Agosto de 2018 por lo que este proceso llega nada menos que 42, hoy ya 44 años después, con varios de los imputados muertos sin condena y muchos compañeros y compañeras, víctimas directas y familiares, a los que el retardo de justicia les significo el haber fallecido sin ver a nadie condenado por los atroces delitos sufridos.  Luego de más de dos años de debates, pandemia de por medio, lo que motivó que un juicio que había comenzado en forma presencial para las víctimas pero que siempre fue en forma virtual para los genocidas imputados, llega a su punto culminante y en una actitud incomprensible, cuando el tribunal integrado por Alejandro Esmoris, Nelson Jarazo y Pablo Vega, había anunciado el dictado del veredicto, hoy a pocas horas nos comunican la suspensión del mismo.

El motivo estaría fundado en que mediante una resolución totalmente apresurada el TOF habría separado por incapacidad a uno de los acusados el genocida Ricardo Armando Fernández, sin embargo el mismo tribunal, con otra conformación, luego de los estudios médicos de rigor, dictaminó en otra de las causas en que está imputado, que Fernández es apto para ser enjuiciado y por lo tanto existe una dualidad de criterios del mismo tribunal. Hasta aquí el relato, sin embargo, denunciamos que una vez más se defrauda la expectativa de quienes esperan este fallo como la posibilidad de lograr algo de reparación por justicia, por lo cual no se trata simplemente de un aplazamiento, de una cuestión administrativa, esta demora re-victimiza a víctimas y familiares.

Esta nueva dilación es una más a las que la ”justicia” nos tiene acostumbrados cuando se trata de juzgar a los delitos cometidos durante el plan sistemático de exterminio de la dictadura, con un Estado que se sigue negando a la apertura de los archivos y a investigar, a lo que hubo que sumar la impunidad otorgada a los perpetradores del genocidio por las recordadas leyes de Punto Final, Obediencia Debida e Indultos, después de derrotadas estas, los juicios a cuenta gotas, con pocos imputados y pocos casos de compañeros y compañeras, luego lo que denominamos impunidad biológica y en esta última etapa, le debemos sumar las constantes simulaciones de incapacidades, con jueces que son tan rápidos para otorgar incapacidades, domiciliarias excarcelaciones, como tan lentos para llevar adelante en forma correcta y eficaz el proceso de juzgamiento a más de 4 décadas del genocidio.

Exigimos la inmediata reincorporación al juicio de Ricardo Armando Fernández y dado que su declaración de incapacidad fue posterior a que la defensa oficial que lo representa alegara por él que se dicte de inmediato el único fallo posible por su participación en el genocidio y al igual que a todos los que están siendo juzgados se lo condene.

CÁRCEL COMÚN, PERPETUA Y EFECTIVA.

JUICIO Y CASTIGO A TODOS LOS GENOCIDAS Y JUSTICIA POR TODOS Y TODAS LOS COMPAÑEROS Y COMPAÑERAS.

NO OLVIDAMOS, NO PERDONAMOS, NO NOS RECONCILIAMOS

La Plata, 18/11/2020

Asociación de Ex Detenidos-Desaparecidos (AEDD); Asociación Anahí; Asociación de Profesionales en Lucha (APEL); Centro de Abogados Por Los Derechos Humanos (CADHU); Centro por los Derechos Humanos Hermanos Zaragoza; Centro de Profesionales por los Derechos Humanos (CeProDH); Comité de Acción Jurídica (CAJ); HIJOS La Plata; Las Azucenas en Justicia YA! La Plata.

 

 

También te puede interesar:

Rechazamos la propuesta del Consejo Directivo de la Facultad de Derecho.
Se conoció el veredicto, que incluye los delitos sexuales y torturas seguidas de muerte: dos antecedentes importantes.
Fueron proyectadas las declaraciones de Adriana Calvo y Cristina Gioglio en la audiencia del juicio por los centros clandestinos de detención Banfield, Quilmes e Infierno.
Lucha y resistencia en el campo de exterminio.