Inundaciones en La Matanza: más de mil vecinos marcharon al municipio 

El método del frente único, las asambleas barriales y la movilización, son el camino para conquistar nuestras reivindicaciones.
Por Corresponsal Por Gabriela y Jorge

El viernes 16 más de 1.500 vecinos y trabajadores de La Matanza de más de 20 barrios marchamos junto al Polo Obrero y otras organizaciones en reclamo de obras públicas e hídricas para terminar con las inundaciones. Tras la muerte de un bebé en el barrio Los Álamos, vecinos autoconvocados se sumaron a la medida, que comenzó con un corte total de la Ruta Nacional 3. 


Los reclamos se basaron en tres ejes: obras hídricas, saneamiento, y resarcimiento a los damnificados. 


Las denuncias apuntaron tanto al gobierno municipal de Verónica Magario como al de María Eugenia Vidal. Ambos bloques políticos, Cambiemos y el PJ, vienen de darle completa sanción al presupuesto de ajuste 2019 que impactará en los más pobres. El actual gobierno y sus predecesores son responsables del desastre que afecta a los barrios obreros.



Luego de la presión ejercida por la movilización, obtuvimos una reunión con el jefe y vicejefe de gabinete, quienes se excusaron con que no hay fondos para las obras necesarias y ofrecieron un paliativo –operativos  de controles sanitarios y vacunas para niños – y una próxima reunión para ver en detalle los reclamos de los barrios que se presentaron. 



Desde el Polo Obrero vamos a seguir desarrollando acciones de frente único –como lo votamos en el Plenario Nacional Piquetero de Lezama– organizando los barrios con asambleas vecinales que tomen en sus manos los reclamos más sentidos.


Basta de inundaciones. Plan de obras hídricas ya. Cambiemos y el PJ son responsables. 

También te puede interesar:

Impiden que se construya un horno de barro para darle de comer a los niños que asisten al merendero.
Desde la Juventud del Polo Obrero, lxs invitamos este 25 y 26 de septiembre.
Reclaman ante el recorte en programas alimentarios, demoras en los pagos de programas y contra los desalojos de las ocupaciones.
En Laferrere, sus padres y vecinos cortaron la ruta 21. La policía reprimió con balas de goma.