Villa Regina-General Godoy: las asambleas por el techo propio y una reunión clave por tierra y vivienda

El miércoles se reúnen con los gobiernos de estas localidades por tierras adeudadas.

Las asambleas por el techo propio del Polo Obrero vienen siendo un factor de la situación política en la localidad y la provincia. Hace años, una primera asamblea conquistó bajo el gobierno del Frente para la Victoria de Luis Albrieu 201 terrenos sociales a solo $500 por mes, que ya cuentan con luz y agua: una victoria impuesta por la organización y la lucha. Luego de ello, una segunda asamblea, de decenas de familias, impuso la firma entre los gobiernos de General Godoy y de Villa Regina (en ese momento gobernado como Godoy por el peronismo) para un convenio de loteos en tierras entre ambas localidades. El miércoles 17 a las 9 de la mañana se realizara una reunión con Ivancich del Frente de Todos por General Godoy, y también con Marcelo Orazi, de Juntos Somos Río Negro, ahora intendente de Villa Regina.

La tierra privatizada por el Estado

Existe una extensión de tierras fiscales ubicadas cerca del ejido urbano de la ciudad de General Godoy, particularmente de Barrio Ceferino, pero que pertenece a Villa Regina; y que ya deberían estar en manos de nuestros compañeros por el propio acuerdo firmado. Sin embargo, ahora el gobierno municipal de Villa Regina, conducido por Juntos Somos Río Negro, presenta excusas técnicas: habla de la “factibilidad del suelo”, de que no estaba el informe del ingeniero, de que como no le habían pagado al ingeniero tampoco había informe, que tenían que pedir reunión con el intendente de Godoy, y una lista de etcéteras.

La Comisión de Loteos del Honorable Concejo Deliberante de Villa Regina se encuentra en la absoluta parálisis ante el asunto, y junto con los poderes ejecutivos de ambas localidades actúan como agentes inmobiliarios y privatistas de la tierra, ninguneando el justo reclamo de los vecinos del derecho al acceso a la tierra y la vivienda. Esto quedó evidenciado como nunca también con el Concejo Deliberante de General Godoy, donde de conjunto el Frente de Todos y Juntos Somos Río Negro votaron endeudarse pero en beneficio de un loteo privado, como señaló nuestro concejal del Partido Obrero en su momento, que denunció lo sucedido y votó en contra.

El debate por tierra para vivir ha sido puesto en agenda en Río Negro por esta lucha, como también por la lucha de centenares de familias que se ven arrojadas a ocupar tierras improductivas como sucedió en Villa Alberdi, Cipolletti o en Fiske Menuco ante el creciente déficit habitacional y la profundización de la crisis. Sin embargo, el Estado criminaliza y reprime mientras preserva las tierras ociosas, ya sean fiscales como en este caso, o en zonas de producción con chacras abandonadas o tiradas abajo. El primer privatista de la tierra es el Estado.

Tierra para vivir

El día miércoles 10, con una fuerte presencia de familias a las puertas del municipio de Villa Regina, confirmaron la audiencia entre los ejecutivos de ambas ciudades; en la que por supuesto estaremos presentes reclamando se cumpla inmediatamente lo pactado. También mencionaremos la cantidad de hectáreas improductivas para el lado de la costa, que denunciamos. No pueden ser destinados a loteos para barrios privados, sobre todo la que ya está en manos del municipio. El Estado siempre afirma que no se puede lotear zona productiva, pero lo hace, sea suya o de la patronal frutícola.

Desde el Partido Obrero y el Polo Obrero exigimos cumplimiento efectivo de lo acordado, y puesta en marcha con presupuesto del loteo, con limpieza, nivelación, y ampliación de servicios básicos.

También te puede interesar:

Fortescue pone paños fríos a los anuncios de Glasgow.
El proyecto ya tiene dictamen favorable en la Comisión de Minería e Industria de la Legislatura bonaerense.
Exigimos juicio y castigo. Abajo la militarización de la zona andina y la represión contra el pueblo mapuche. El estado es responsable
La banca del PO exigió una licitación, la apertura de las cuentas públicas y la interpelación a Ivancich.
La Justicia se negó a realizar un peritaje central en la zona del asesinato.