21/09/2021

10 años sin Paula Perassi: el Estado es responsable 

Este lunes por la mañana familiares de Paula Perassi y distintas organizaciones se convocaron frente a Tribunales Provinciales de Rosario, como parte de una serie de actividades que se realizarán esta semana reforzando el pedido de justicia a diez años de la desaparición de la mujer en San Lorenzo, aniversario que se cumplió el pasado sábado 18 de septiembre. Su familia la sigue buscando. Por el contrario la policía, el poder político y judicial, mantienen el pacto de silencio alrededor de la trama que armó el empresario Gabriel Strumia para secuestrarla y obligarla abortar.

“Lamentablemente pasaron diez años, pero vamos a seguir hasta que encontremos el cuerpo de Paula. Lo único que tenemos son dos personas condenadas, pero no sabemos absolutamente nada sobre dónde está Paula. Fueron ellos los responsables con otros siete cómplices que están en libertad. A nosotros no nos interesa ellos, queremos saber dónde está mi hija”. Declaró Alberto a LT8 hoy en la concentración, sobre la condena de 17 años Gabriel Strumia y 9 a su esposa Roxana Michl, como responsables directos de la desaparición.

Ese mismo fallo absolvió a los demás imputados que forman parte de la cadena de complicidad que tuvo como protagonista al comisario de San Lorenzo, Daniel Puyol, señalado por haber desviado la investigación para encubrir el crimen del empresario contra Paula, a quien quería obligar a abortar en forma clandestina. En uno de los últimos audios en los que se la escuchó, Paula señalaba que no estaba dispuesta a poner en riesgo su vida en una práctica insegura. Una de las hipótesis es que el propio personal policial la secuestró para llevarla a una clínica cladestina, donde la joven falleció producto de una práctica insegura. Esta impunidad estatal la viene denunciando Alberto Perassi: «convivimos con una banda capaz de hacer desaparecer a una persona en democracia, sin dejar rastros», en referencia directa a la Unidad Regional XVII de policía. Alberto Perassi va con chaleco antibalas a las movilizaciones, luego de que en varias oportunidades atentaran contra su vida.

El caso Perassi es un claro ejemplo de la impunidad que rige en la región a la que solo han enfrentado la familia de Paula y las organizaciones de mujeres.

A 10 años seguimos reclamando la aparición de Paula Perassi.

Ni Una Menos. El Estado es responsable.