fbnoscript
16 de julio de 2018

Tucumán: las y los estudiantes vencieron en un debate en la TV a los profesionales “pro-vida”

El día viernes 13, el programa “Primer plano” de Canal 10, convocó a estudiantes secundarios y de los primeros años de la universidad a presentarse a un debate abierto entre sectores que están a favor y en contra del proyecto de ley de interrupción voluntaria del embarazo.

De la UJS participaron Ignacio (estudiante secundario), Aixa (de Filosofía y Letras) y Luli (de Psicología). También participó una estudiante de la carrera de Medicina del MST. 

Al llegar al estudio televisivo los chicos se enteraron que los jóvenes opuestos a la legalización del aborto se bajaron del programa. Sí se hizo presente con carteles contra la legalización del aborto un grupo de señoras con rosarios y carteles. Pero también este grupo se negó a debatir, pese a la propuesta del canal para que fundamenten por qué estaban en contra y confronten con los estudiantes.

 

Segundo Acto de las pobres señoras de la Iglesia que violentamente fueron a levantar la charla de Romina Del Pla. En esta oportunidad se querían meter a un programa donde iban a debatir jóvenes a favor del aborto clandestino y a favor del aborto legal. Ellas querían ser las voceras de los antiderechos y que les den todo el tiempo que ellas necesitan. Se enterraron en el colectivo que se hacía el programa!

Posted by Alejandra Del Castillo on Saturday, July 14, 2018

 

Todo esto revela que los “pro-vida” no estaban preparados para una confrontación de ideas.

Las mujeres, cable aclarar, eran las mismas que se hicieron presentes cuando Romina Del Plá estuvo en la mesa panel organizado por la Federación de Estudiantes de Escuelas Experimentales de la UNT, procurando evitar a los gritos el debate de Romina con un representante de los sectores “pro-vida”. Ese mismo grupo luego se movilizó a la facultad de Derecho intentando impedir que se consume una charla, un operativo en el que fracasaron.

El debate
 
Ante la falta de detractores juveniles del proyecto de legalización del aborto, la producción citó a 3 abogados “pro-vida” para confrontar con los y las pibas. 

Allí, los abogados dijeron que en la provincia hay educación sexual  y que hay distribución gratuita de anticonceptivos en los Caps (centros de atención de salud) y hospitales públicos. 

Esto fue desmentido por las y los estudiantes, que remarcaron que en los colegios secundarios no se enseña educación sexual porque Tucumán no está adherida a la ley nacional de educación sexual y procreación responsables (26.763). Tucumán es la única provincia donde en la currícula la educación religiosa es obligatoria, por lo que si se enseñara educación sexual indudablemente los contenidos no serían científicos ni laicos sino que estarían subordinados a lo que el clero decida. Y destacaron que es completamente falso que se entreguen anticonceptivos en los centros de salud pública, pues los mismos están completamente vaciados.  

Luego, hablaron de la adopción como alternativa a la legalización del aborto. Pero los chicos señalaron que no se puede obligar a un cuerpo gestante a continuar con un embarazo no deseado, más aún en el caso de una niña, considerando las secuelas físicas y/o psicológicas del embarazo, e inclusive el riesgo de su propia vida. 
 
Los abogados defendieron a muerte el tema de poner en foco la vida desde la concepción. Las y los chicos se plantearon defensores de la vida, por eso mismo señalaron que es necesario acabar con las muertes a raíz de los abortos clandestinos, que en la mayoría de los casos son de mujeres pobres. 

Lo que dejó en claro el debate, es que en una discusión sin provocaciones e intimidaciones, los defensores de los principios del clero hacen agua.

Los y las chicas demostraron que es necesario que el proyecto sea ley y que es necesario que comencemos una importante pelea  por la educación sexual integral en la provincia, para todos los niveles educativos y que la misma sea laica y científica. 

En esta nota:

Compartir

Comentarios