fbnoscript

Aborto legal: autorizan el uso ginecológico del misoprostol

Aborto legal: autorizan el uso ginecológico del misoprostol

Foto: Juan Diez

Un laboratorio argentino –Domínguez– podrá producir misoprostol para uso ginecológico, tras la autorización de la Autoridad Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología (Anmat) fechada 2 de julio.

El misoprostol es la droga que la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda para abortar de manera segura y es el fármaco utilizado en los hospitales para los casos no punibles. También es el método usado con frecuencia, de forma clandestina, por las mujeres que pueden pagar los $3.427 que cuestan las pastillas. En las farmacias, actualmente, se consigue bajo otra presentación, combinado con diclofenac, cuyo nombre comercial es Oxaprost. No se encuentra autorizado por Anmat para uso ginecológico sino para uso gástrico.

La reducción en las cifras de muertes relacionadas con el aborto en los últimos años coincide con la progresiva introducción del misoprostol, mucho más seguro e incruento que los legrados o las manipulaciones. Lo único que exige es una ecografía posterior para corroborar que todo el embrión haya sido eliminado.

Sin embargo, la resolución de la Anmat habilita la producción para fines gineco-obstétricos para su uso exclusivamente en hospitales y bajo condiciones de control más que estrictas:

1) La venta se realiza exclusivamente a instituciones hospitalarias que cuentan con servicio de obstetricia. 2) Los hospitales completan formularios especiales para la compra del medicamento, informando sobre el uso del producto medicinal y el número promedio de partos en la institución. 3) El laboratorio titular informa a ANMAT los movimientos del producto y los datos recopilados en los formularios de compra del medicamento”.

El laboratorio solicitó ampliar la venta a farmacias, utilizando receta archivada pero la Anmat aún no se expidió. Las mujeres, por lo tanto, van a tener que seguir comprando sus pastillas sotto voce sin ninguna certeza de qué les venden y a precio de oro.

Mientras se debatía la legalización del aborto en el Senado subió el precio del misoprostol, que hasta ahora solo producía el laboratorio Beta bajo el nombre de Oxaprost. En el último mes, el precio en las farmacias aumentó de los $ 3.200 que salía en junio, cuando la ley tuvo media sanción en diputados, a $ 3.427 hoy. 

Nota al margen: Mario Domínguez, el dueño del laboratorio beneficiado, es un egresado de la UCA cordobesa y miembro del comité de bioética central de la provincia de Entre Ríos.

La elección de un laboratorio privado es escandalosa. El gobierno de Santa Fe en abril de este año decidió producir misoprostol en los dos laboratorios públicos de la provincia porque implicaba “un ahorro enorme”.

 

En esta nota:

Compartir

Comentarios