fbnoscript
13 de febrero de 2019

Primeras reuniones en comisiones hacia el 34° Encuentro Nacional de Mujeres

Los primeros debates en La Plata.

Luego de dos instancias plenarias en diciembre con la presencia de 500 mujeres, el pasado sábado comenzaron a funcionar las distintas comisiones para organizar el 34° Encuentro Nacional que se realizará en la ciudad de La Plata.

Con compañeras del Plenario de Trabajadoras interviniendo en cada una de ellas, llevamos adelante el planteo de colocar la organización del próximo Encuentro a la altura del movimiento de mujeres y disidencias que supo ganar las calles en la lucha por el aborto legal y abrió las puertas para levantar la bandera por la separación de la Iglesia y el Estado, junto a la exigencia de educación sexual integral sin injerencia del clero en todos los niveles educativos.

Sin embargo, sectores que no han tenido una actuación en el movimiento de mujeres platense – como el PJ y el PCR – pretenden poner en pie una comisión organizadora que no tenga la responsabilidad de pronunciarse por nada que atraviese al movimiento, como por ejemplo la exigencia a las centrales sindicales de un paro para poner en pie el próximo 8M en todo el país frente a la situación de violencia y ajuste que sufrimos las mujeres o la continuidad de la lucha por el aborto legal. Se trata de un bloque que pretende colocarse como la dirección de la organización del Encuentro Nacional mediante la consolidación de frentes políticos que bajo las banderas de “unidad” e “inclusión” contra el “neoliberalismo” se postulan como variantes de relevo de la mano del pejota en las elecciones de este año. Sus planteos rondaron sistemáticamente en la completa disposición de alianza con los pañuelos celestes y la Iglesia católica, al punto de proponer pedir hospedaje en las Iglesias de la región, lo que implicaría negociar con los enemigos directos de las mujeres, niñes y disidencias en pos de cancelar todas nuestras reivindicaciones.

Desde el Plenario de Trabajadoras, venimos dando la batalla sobre la base de poner por delante el avance en la pelea por nuestros derechos, retomando la lucha por el aborto legal como una oportunidad fundamental para enfrentar a todas las variantes ajustadoras, que se oponen a defender los intereses de las mujeres trabajadoras y por el contrario, las someten a situaciones de violencia y ajuste cotidianamente.

Resulta fundamental dar la pelea por intervenir y organizar una instancia que permita avanzar en la perspectiva de la emancipación de las mujeres y la conquista de sus derechos, sin bajar ni una sola de estas banderas en nombre de armados políticos electorales por parte del PJ y sectores de la burocracia sindical. Es tarea inmediata colocar por delante los intereses de la clase trabajadora y la juventud, para enfrentar el ajuste de Macri y los gobernadores, el FMI y contra la ofensiva clerical.

El sábado 16 será la próxima plenaria, que tendrá lugar en el Rectorado de la UNLP.

Vamos por un Encuentro de Mujeres lesbianas trans y travestis independiente y de lucha.

Compartir

Comentarios