08/11/2021

Misiones: se espera la sentencia al femicida de Vilma Mercado

Desde el 1° de noviembre se desarrolla en el Tribunal Penal N°1 de Eldorado el juicio al exsoldado del Ejército Argentino Carlos Luis Leandro Villar, único imputado por el homicidio de la joven iguazuense de 19 años, Vilma Mercado, ocurrido el 24 de octubre de 2019.

La presentación de alegatos llevada a cabo el miércoles 3 de noviembre se dio con el acompañamiento de una importante delegación del Polo Obrero, el Plenario de Trabajadoras y otros colectivos del movimiento de mujeres que se manifestaron frente al tribunal con la consigna de Justicia por Vilma Mercado, el Estado es responsable.

Leandro Villar está imputado por el delito de «abuso sexual con acceso carnal doblemente agravado por femicidio» y se espera que se le dictamine prisión perpetua.

El femicidio

El 23 de octubre de 2019 Vilma les informó a sus amigas que iría a encontrarse con un chico, pero sin mencionar el nombre de esa persona. Pasada la medianoche no se supo más nada de la joven y tras dar aviso a la policía y denunciar su desaparición se inició su búsqueda. El 25 de octubre el personal policial halló su cuerpo sin vida en una zona de vegetación junto a una calle de tierra que se conecta a la Ruta Nacional 12 en las afueras de la ciudad.

La autopsia determinó su muerte a causa de un paro respiratorio causado por asfixia mecánica, mientras se resistía a ser violada. Su cuerpo estaba boca abajo y su cara cubierta con cinta adhesiva.

Tras darse a conocer que su encuentro fue con Leandro Villar, por medio de investigación, se realizó un allanamiento en el domicilio del soldado y se procedió a su detención. Entonces se dio a conocer que Villar tenía en posesión el chip de la joven víctima, y en su departamento se encontraron con más pruebas incriminatorias, como un rollo de cinta adhesiva que coincidía con la utilizada para silenciar a Vilma, tres metros de cuerda, el celular de la víctima, rasguños en los brazos y en su muñeca una lesión que coincidía con la marca dejada por una mordida.

Desde entonces, en diversas ocasiones se realizaron marchas en reclamo por Justicia por el femicidio de Vilma. Tras tomar relevancia en los medios aparecieron nuevas denuncias contra Leandro Villar. Una joven de 16 años denunció un caso de violación por un hombre al que luego reconoció en redes sociales como el mismo acusado en la causa de Vilma. Este hecho según consta en la denuncia sucedió 12 días antes de la desaparición de Vilma.

La joven de 16 años había sido abordada en la vía pública por un desconocido que encarándola con un cuchillo la obligó a subir a su motocicleta y la llevó a una zona de monte, muy cercana al lugar donde posteriormente fue hallado el cuerpo de Vilma. Tras la violación la joven escapó y corrió hacia la ruta, donde fue socorrida por un automovilista que la acompañó a radicar la denuncia. Si la policía hubiera actuado de manera efectiva ante esta denuncia y detenido al agresor, se podría haber evitado que siga andando impune por la ciudad y se hubiera prevenido el femicidio de Vilma.

La menor reconoció a su agresor tras ver sus fotos en redes sociales y medios mientras este era señalado en el caso de Vilma. La investigación a esta denuncia se lleva en paralelo a la causa en cuestión.

Como mencionaron las amigas de Vilma, que encabezaban la manifestación frente al tribunal, la causa se convirtió en expediente y el expediente en burocracia. Hace más de dos años se viene pidiendo Justicia por Vilma Mercado. La celeridad en las condenas es una necesidad imperante, ya que la lentitud de la Justicia deja en una nueva situación de vulnerabilidad a las víctimas. Es por eso que desde el Plenario de Trabajadoras planteamos la creación de un fuero federal penal que atienda a víctimas de violencia de género y a sus familiares.

Lastimosamente este hecho no es un caso aislado ni en la provincia ni en el país. Las mujeres de la clase trabajadora son uno de los sectores más golpeados por la desocupación y la precarización laboral, estas condiciones de vida las dejan expuestas en un contexto en el que ocurre un femicidio por día, y vulnerables frente a múltiples violencias de género.

La violencia como política de Estado

La falta de políticas reales destinadas a solucionar el acceso a la vivienda y al trabajo es un factor común entre todos los partidos del régimen que gobernaron. Se puede ver en el interés común por llevar adelante la reforma laboral y los desalojos que hay día a día en las tomas de tierra, entre las que se encuentran mujeres que escapan de sus violentos.

El Frente de Todos, que se mostró en sus inicios como un partido sororo e inició su mandato con la inauguración del Ministerio de la Mujer, una pintada de género que aplica solo políticas «low cost» para tapar el ajuste y llegar a un acuerdo con el FMI, es ajeno al interés de las mujeres trabajadoras. Se puede ver el verdadero interés del gobierno que venía a «terminar con el patriarcado» al designar a Manzur, verdadero enemigo de los derechos de las mujeres.

Año tras año vemos cómo se agrava la violencia hacia las mujeres, que están prestadas al abandono. Desde el Plenario de Trabajadores hace mucho tiempo venimos denunciando la insuficiencia del Programa Acompañar, la falta de casas refugio con personal idóneo y plenos derechos laborales, la ineficiencia del poder judicial y la incapacidad de dar protección a las mujeres que son víctimas de violencia. Existe más de un caso de femicidio, cuya víctima contaba con denuncias a su agresor o incluso contaba con botón antipánico. No existen políticas reales, solo promesas por parte del gobierno.

Desde el Plenario de Trabajadoras llamamos a la organización de las mujeres y luchamos por un sistema integral de asistencia a las mujeres, con presupuesto verdadero y un consejo autónomo de mujeres, con cargos revocables, que pueda implementar un plan de políticas de asistencia a las mujeres para que verdaderamente se pueda superar la actual crisis de violencia de género.

 

También te puede interesar:

Más de 15 denuncias fueron efectuadas antes de su asesinato.
Comienza el juicio contra Juan Darthés por violación agravada.