19/11/1998 | 608

Plenario y fiesta de las Trabajadoras Autoconvocadas

El viernes 13 se realizó el Plenario de Mujeres Trabajadoras Autoconvo­cadas, que continuó con un Festival en la calle, con artistas solidarios y baile.


Cerca de 50 compañeras asistie­ron al Plenario, muchas de ellas en delegación de otros plenarios zonales previos, como las compañeras de Budge y Matanza, y en representa­ción de fábricas y gremios en lucha: Aguila, bancarias, Hospital de Clíni­cas, cooperativas de colegios, y agru­paciones sindicales, barriales y de la vivienda. Autoconvocadas de Budge y Matanza trajeron sus propuestas por escrito y mía carta de la compañe­ra Norma, de los Planes Trabajar de Budge.


Llevaron su solidaridad varios di­rigentes obreros, entre ellos, un dele­gado de Metrovías, encarcelado du­rante 6 horas por la patronal, y un delegado del Hospital Israelita, des­pedido por estar al frente de las lu­chas contra la flexibilización y los despidos.


Plenario


Los ejes del debate fueron las con­clusiones del Encuentro —la necesi­dad de constituir un movimiento per­manente de la Mujer por todas nues­tras reivindicaciones, que elabore un plan de lucha de conjunto y la inde­pendencia de los partidos patronales para lograrlas — y la movilización del 25, Jomada Internacional contra la Violencia sobre la Mujer.


La violencia más generalizada sobre la mujer es hoy, la desocupa­ción. Las compañeras denunciaron la naturaleza social de esta violen­cia: la falta de autoestima, la violen­cia en el hogar; hacerse cargo de maridos e hijos adolescentes des­ocupados, ser jefas de familia solas a cargo de niños pequeños, los des­pidos masivos, así como la proble­mática del aborto,


Se plantearon también reclamos urgentes como la fumigación de arroyos y alcantarillas contra el den­gue y el hantavirus; la discrimina­ción a las compañeras extranjeras y opositoras en la distribución de los bolsones de comida por los punteros, la brutalidad y la finalización de los planes ‘Trabajar’; la necesidad de que las autoconvocadas tomen los problemas de la violencia hogareña.


Otro punto en debate fue la convo­catoria de distintas agrupaciones fe­ministas y de partidos políticos que votaron por mayoría la realización de un festival en Plaza Houssay el 25 de noviembre. En la reunión preparato­ria, nosotras propusimos un acto con oradoras de todas las organizaciones convocantes que fuera una tribuna para las luchadoras de los conflictos actuales, y de los casos de avasalla­miento de nuestros derechos. Nues­tra propuesta quedó en minoría con los mismos argumentos del Encuen­tro del Chaco: Que las oradoras ‘divi­den’, ‘ampliar´ Ia convocatoria para defender el ‘espacio pluralista’. Por eso se le da la característica des­politizada y despolitizante de festival y no de tribuna de las luchas.


Nora Biaggio cerró el debate ex­plicando que todas nuestras penu­rias son la consecuencia de la políti­ca capitalista y el cogobiemo de los partidos patronales, por su subordi­nación al clero y al imperialismo, enemigos mortales de toda libertad, y la necesidad de una política de independencia de clase para alum­brar una salida en favor de trabaja­doras y trabajadores de conjunto. Por eso, enfatizó la necesidad de movilizamos el 25 de noviembre a Plaza Houssay y el 5 de diciembre a Argentinos Juniors.

También te puede interesar:

Ya son catorce las víctimas en la provincia en lo que va del año, cuatro de ellas asesinadas por miembros de las fuerzas del Estado.
Luego de una jornada de deliberación y resoluciones, masiva marcha al Ministerio de la Mujer y al Arzobispado.
Por Fuera Manzur y el FMI, contra los ajustadores y por cada una de nuestras demandas.
Le disparó con el arma reglamentaria y luego se suicidó.
La violencia hacia las mujeres no cesa en la provincia.
Un nuevo femicidio conmociona Mendoza. La familia convocó a una movilización en reclamo de justicia.