24/08/2020

Santa Fe: femicidio de Lorena Riquel, militante de la CCC asesinada por un proxeneta

Un nuevo femicidio conmociona a la ciudad de Santa Fe. Durante la jornada del sábado se conocieron más datos alrededor del crimen de Lorena María del Luján Riquel, militante de la CCC y sostén de un hogar que habitaba con sus tres hijos. Todo indica que la asesinaron mientras ejercía la prostitución.

Durante la madrugada, en la zona oeste de la ciudad, Lorena fue atacada por un proxeneta que le reclamaba la recaudación de la noche por haber salido a la calle sin su permiso. Fueron los vecinos que dieron alerta a la policía cuando escucharon el tenso diálogo y al ver que el hombre la golpeaba en la cabeza con un bloque de cemento al mismo tiempo que le sacaba el pantalón y la ropa interior para abusar de ella.

En el lugar se encontró el cuerpo de Lorena que tenía tapada la cabeza con una servilleta de papel, y a pocos metros dos bloques de cemento cubiertos de sangre. Luego de asesinarla con saña, el proxeneta le robó sus pertenencias y se fue.

Este caso se suma a los 21 femicidios que se contabilizan en la provincia de Santa Fe, donde el recrudecimiento de la violencia hacia las mujeres responde a la profunda crisis que azota a los barrios en una ciudad que se posiciona como la segunda con más desocupación del país con números del 12,9% y donde el 65% de la población económicamente activa tiene problemas de empleo.

Como en el caso de Lorena, la prostitución es la salida a la que se ven empujadas las mujeres y diversidades para poder subsistir en una provincia que pone todos sus recursos al servicio de un régimen narco-sojero, que se ha llevado puestas las condiciones de vida de las mujeres trabajadoras.

Violencia prostituyente

Este nuevo crimen se da en la provincia de Sandra Cabrera –crimen aún impune-, mostrando que la situación de vulnerabilidad, la violencia policial y proxeneta, no han cesado.

Según denuncian las Madres de Víctimas de Trata, en Argentina existe solo un 2% de mujeres que ejercen la prostitución sin vínculo directo con un proxeneta. En la mayoría de los casos lo hacen sometidas a la explotación prostituyente que ampara el Estado y cuyos funcionarios engordan sus ingresos a costa de regentearlo. Debemos advertir que en los juicios, tratantes y proxenetas utilizan la línea argumentativa sobre la libre elección de la prostitución para evadirse de sus responsabilidades criminales. En su momento, luchamos y logramos derogar la normativa que impulsó Aníbal Fernández que establecía que no había trata de personas allí donde había consentimiento.

Es urgente la creación de un Consejo Autónomo de Mujeres que atienda todos nuestros reclamos. Basta de femicidios. Exigimos justicia por Lorena.