21/09/2015

Del Sitraic

Comisión Directiva del Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Construcción


Al Comité Central del Partido Obrero:


Nos enteramos bien temprano por la mañana del fallecimiento del compañero Pablo Rieznik, cuya pérdida ha golpeado a toda la militancia del Partido Obrero y a gran parte de la militancia de izquierda y el clasismo.


Preferimos referirnos a él como un compañero nuestro y a ésta como una perdida que nos toca en lo más profundo. Si bien quienes suscribimos estas palabras pudimos conocer en mayor o en menor medida a Pablo, no se nos escapa que ha sido un militante invaluable, empeñado en la construcción de un partido obrero con el propósito de alcanzar el gobierno de los trabajadores.


Sabemos que atravesó sus primeros años de militancia fogueado por la experiencia del Cordobazo, donde fusionó su destino con los de la causa obrera. Y que desde la juventud del Partido Obrero defendió la independencia política de nuestra clase señalando los límites del nacionalismo burgués. Probó la firmeza de sus convicciones en los calabozos de la sangrienta dictadura militar, donde fue apresado y torturado por sus ideas, pero por sobre todo por su actividad revolucionaria.


La labor de Pablo en la formación de cuadros socialistas empapados en la teoría marxista y la historia del movimiento obrero, sumado a sus escritos teóricos, científicos y socialistas, son un aporte invaluable a la maduración de la conciencia de clase del movimiento obrero. Más aún para quienes nos identificamos con las ideas del clasismo, varios de los cuales provenimos de otras experiencias políticas.


Sentimos con franqueza la pérdida de Pablo. La sentimos aún más por no haber tenido oportunidad de conocerlo mejor, que lo conozcan nuestros compañeros.


Se ha ido un compañero extraordinario que ha dejado su huella en distintas generaciones de trabajadores y revolucionarios. A ellos y a los compañeros del Partido Obrero los acompañamos en el sentimiento. A Pablo, nuestro reconocimiento, nuestro respeto y nuestro agradecimiento por su aporte, hasta los últimos días, a la clase obrera. Hasta siempre.

También te puede interesar:

Una nota de opinión de 1999
Nuestro homenaje en el quinto aniversario de su muerte.
Registro audiovisual del discurso de Pablo Rieznik en el acto convocado por el Partido Obrero en 1999.
Texto de Pablo Rieznik