fbnoscript
9 de agosto de 2012 | #1234

Todos al acampe contra la nueva estructura de Enfermería

EXCLUSIVO DE INTERNET

Miércoles 15 de agosto, Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires, Perú 130, de 10 a 18 horas

¿Puede un decreto en apariencia tan inofensivo como el 260/12 ser una vía hacia la tercerización y la degradación profesional?
Sí. Allí se resuelve "aprobar la estructura correspondiente al Régimen Gerencial del Ministerio de Salud en sus dos niveles, Gerencia y Subgerencia Operativa". Significa, hacia abajo, habilitar la posibilidad de que la enfermería en los establecimientos de salud pase a ser dirigida por personajes que, con independencia de ser "médicos o contadores" -como dice la propaganda de los enfermeros de la Ciudad de Buenos Aires- van a ser funcionarios de un gobierno de vaciadores del hospital público. Para ser más precisos, agentes de la privatización y de la tercerización- como la que vienen impulsando en todos los establecimientos. ¿Sólo esto? No. El decreto 260/12 se inspira y reivindica la Ley 471 de 2000, la "reforma laboral" parida por el gobierno "progresista" de "Cromañón" Ibarra con el acuerdo de la burocracia sindical en pleno y refrendada por el gobierno nacional de Néstor Kirchner en 2004. La ley 471, que recomendamos volver a leer, es una obra maestra de la flexibilización laboral que establece la pérdida de estabilidad laboral -sometida a una evaluación en manos del gobierno-, la productividad en función de metas fijadas por el gobierno y como concepto remuneratorio -es decir parte del salario-, la disponibilidad en base a dos evaluaciones deficientes. Esta ley se inspiró en el convenio negrero y flexibilizador de Menem-Upcn y se aprobó en una sesión maratónica de 40 minutos luego que ATE y Sutecba retiraran sus propios proyectos. En 2004 ATE fue incorporada a la paritaria de la Ciudad de Buenos Aires sobre la base de no cuestionar la vigencia de esta ley. Todo esto contiene el "inofensivo" decreto 260/12. Creemos que no por casualidad, hasta este momento no se han pronunciado contra este decreto las conducciones de Sutecba, de la AMM y de la Federación de Profesionales que forman esa especie de Triple Alianza que custodia la política de vaciamiento de los hospitales del gobierno Pro. ¿Cuál debe ser el programa de los trabajadores? Ciertamente la anulación del decreto 260/12 en primer lugar. Pero, como suele decirse, la mejor defensa es un buen ataque. Planteamos: -Reposición inmediata de las camas disponibles a los niveles de hace una década (según la propia estadística del gobierno de la Ciudad el número de camas disponibles en los Hospitales disminuyó de 8.498 en 1999 a 7.232 en 2009, es decir 1266 camas menos, a pesar del crecimiento de la población) - Ingreso inmediato de los enfermeros y auxiliares necesarios en cada uno de los hospitales a razón de uno por cada cuatro pacientes internados con sus variantes. Su ausencia está provocando situaciones límite en cada uno de los 33 hospitales municipales. - No al monopolio del ingreso de personal en manos del gobierno y la burocracia sindical. Apertura de postulantes en cada uno de los hospitales y Tribunales de calificación electos democráticamente por los enfermeros y auxiliares de la totalidad de los 33 establecimientos. -Perfeccionamiento garantido por el estado en la Escuela de Enfermería Grierson o establecimientos a determinar con horario reducido de trabajo y pago del jornal respectivo. -Reapertura de las paritarias. Inicial de $ 8.000 -Nulidad de la ley 471 -Convocatoria a un congreso de delegados de los hospitales con mandato de asambleas de ATE, Sutecba, Upcn y ALE para llevar adelante este programa.

Tribuna de Salud

Compartir

Comentarios