fbnoscript
1 de agosto de 2013 | #1279

En Río Negro, con todo

El cuadro electoral en el que se desarrolla nuestra campaña puede sintetizarse del siguiente modo: La lista del FpV expresa la crisis K y la del gobierno provincial. Meses de negociaciones -con pretensiones y conflictos entre los sectores que la forman- arrojaron una lista cuyo gran valor ha sido mostrar una unidad inexistente en los actos de gobierno. Acudiendo a un criterio dinástico, reemplazaron con la hija de Soria a un legislador denunciado por corrupción en el cobro de su salario. La reemplazante, sin ninguna intervención política en su vida, se hizo conocida tras sus acusaciones contra el personal hospitalario ante el intento de suicidio de su madre (quien debería estar en la cárcel). En cambio, no dice una palabra sobre las deterioradas condiciones que el gobierno que ella representa provoca en toda la salud pública provincial.

El radicalismo -que durante 28 años ejecutó el vaciamiento de la provincia y el desmantelamiento de la salud y la educación- se presentó dividido en tres listas. Dos de ellas, encabezadas por los mismos ex gobernadores responsables del desastre económico y la corrupción estatal, quienes mantienen un extenso listado de casos impunes en la justicia. Impugnaciones cruzadas entre sus listas ahondan la disgregación.

El centroizquierdismo (CTA + PCR) se presenta con Magdalena Odarda. Hace gala de defender el medio ambiente, pero no tiene respuestas para la actividad sojera contaminante y la flexibilidad laboral que promueve en Santa Fe Hermes Binner -candidato del FAP. En la elección anterior, Odarda compartió la fórmula del ARI con Fabián Gatti, actual jefe civil de la policía y promotor de privilegios para los imputados en la desaparición de Daniel Solano.

La cuenta se completa con dos sellos electorales de derecha -entre ellos, el tradicional Partido Popular Rionegrino.

Nuestra campaña

En nuestra propaganda, nos esforzamos en explicar por qué la única opción para los trabajadores de Río Negro es el FIT, que propone:

a) la defensa del salario, la educación y la salud públicas, golpeadas por la política de precarización laboral incluso en el propio Estado, el desfinanciamiento del hospital público y la miseria salarial. Junto con ello, la lucha por la vivienda popular, en una provincia donde la ausencia completa de planes de vivienda ha empujado a miles de familias a organizarse en tomas y asentamientos;

b) el repudio a la entrega petrolera firmada con Chevron, en momentos en que el gobernador rionegrino la presenta como la base para la recontratación de áreas petroleras en la provincia;

c) la denuncia sobre la complicidad y responsabilidad del poder político en todos los casos deimpunidad de la provincia, el reclamo por la libertad de los presos políticos de Bariloche, el pedido de cárcel a los responsables de la desaparición de Daniel Solano y el desmantelamiento de la mafia estatal-empresarial-policial-judicial que somete a condiciones de semi-esclavitud a los trabajadores rurales de la provincia.

La gran y notable recepción por parte de los trabajadores ha permitido que desarrollaremos comités de campaña en varias localidades. El viernes 2 de agosto realizaremos un acto central en Bariloche, con la presencia de Norma Dardik y Mali Quintillán, quienes encabezan la lista. En agosto, votá a la izquierda.

Compartir

Comentarios