fbnoscript
19 de diciembre de 2013 | #1298

Tarifazo en el transporte

EXCLUSIVO DE INTERNET

En las últimas semanas, el Frente Progresista consumó un nuevo ataque a la mayoría de los trabajadores de Santa Fe. Llevaron el precio del transporte público de las dos ciudades más importantes de la provincia (la capital y Rosario) a 3,60 pesos. En el caso de Rosario, este ataque a los trabajadores contó con la complicidad del PJ en el Concejo Deliberante. Este tarifazo es la punta de lanza de otros ajustes en marcha. En primer lugar de la TGI (Tasa General de Inmueble), que se producirá la semana próxima, golpeando el bolsillo de otros cientos de miles de trabajadores.Un gobierno de rodillas frente a los capitalistas l aumento del transporte en Rosario puso de manifiesto hasta qué punto llega la subordinación del Frente Progresista a los grandes grupos económicos. La mitad del transporte urbano de pasajeros está en manos de una empresa, Rosario Bus. Este grupo económico llevó adelante un verdadero chantaje para lograr la suba del boleto. Aludió un supuesto "déficit" y procedió a suspender 50 trabajadores. Amenazó con despidos y anunció el no pago del aguinaldo a los trabajadores. La UTA respondió con un paro general por tiempo indeterminado. Luego de esta crisis, la empresa Rosario Bus desistió de las suspensiones. Pero su lobby político ya estaba realizado: al día siguiente, el Frente Progresista anunciaba la inminencia del aumento de la tarifa. Un notorio contraste con los miserables 1.000 pesos de fin de año que anunció Bonfatti para los docentes y estatales (y que ni siquiera abarca a los jubilados). Junto a otras organizaciones, nos movilizamos en reiteradas ocasiones al Concejo Deliberante repudiando este tarifazo. La Coordinadora Rosarina de Estudiantes Secundarios (Cres) jugó un rol protagónico en estas acciones. Lo hicimos con un programa claro que seguimos levantando. Ningún tarifazo. Apertura de los libros de la empresa Rosario Bus, revisión de la concesión y en caso de inminente crisis y déficit del servicio, su total municipalización. Por un boleto de acuerdo con las necesidades populares y no a los intereses empresariales. A esta altura del partido, para el Frente Progresista portar el mote de "socialistas" es un verdadero regalo del cielo.

Damián Blanco

En esta nota:

Compartir

Comentarios