fbnoscript
28 de agosto de 2014 | #1329

"SOMOS CLASICOS Y CONSIDERAMOS LA JUBILACION UN SALARIO DIFERIDO"

EXCLUSIVO DE INTERNET

Lo que va a leerse es la intervención de Néstor Pitrola, diputado del PO y del FIT en el plenario de comisiones de Previsión y Presupuesto en el Congreso Nacional, al tratarse el proyecto de ley de moratoria (ver PO 1320).

En honor a la brevedad...en este momento crucial que atravesamos los argentinos como consecuencia de la crisis con los fondos "buitre", no entraré en el debate sobre la sustentabilidad futura. Es decir, de usar los fondos de sustentabilidad de la ANSES para transferir la deuda pública argentina desde la banca acreedora internacional a nuestros jubilados presentes y futuros.

Hablaré concretamente de la iniciativa que estamos aprobando. Digo "aprobando" porque estamos firmando en disidencia parcial el dictamen recaído en un proyecto de ley...

Primero, estamos poniendo un parche a un sistema previsional brutalmente afectado debido a que cerca del 35 por ciento del empleo en la Argentina es informal. Recientemente discutimos en la Cámara de Diputados un proyecto de ley -que recibió sanción definitiva‑ llamado "de blanqueo" ...que, en realidad, es un incentivo al empleo con rebaja de aportes patronales...Para atacar draconianamente este problema que desfinancia a la ANSES y nos lleva a sucesivas moratorias, en su momento suscribimos un dictamen de minoría para dar garantía de estabilidad a todo trabajador informal que denuncie su situación y pueda ser inmediatamente formalizado. La nuestra era, en definitiva, una iniciativa que atacaba de raíz el problema del empleo informal que se ha hecho crónico en la Argentina...

Segundo, pienso que hay un problema de concepto. Somos clásicos -en este punto disentimos con el señor diputado Santín (UCR) - respecto de la herencia ideológica de aquellos sindicatos que en 1924 fueron a la huelga general por el mantenimiento del aporte patronal para la jubilación, que luego se transformó en el aporte conjunto obrero patronal y finalmente se generalizó -no digo "universalizó" sino "generalizó"‑ en la caja de jubilaciones en tiempos del primer gobierno de Perón.

Somos clásicos y consideramos la jubilación como un salario diferido. Ese concepto se está perdiendo, pero no estamos dispuestos a cejar en la lucha porque no queremos terminar en una pensión asistencial ciudadana a la tercera edad. O sea, en una asistencia de pobreza en lugar de respetar el derecho de percibir una jubilación, que da el derecho de trabajar y haber aportado, desde aquel aporte conjunto obrero patronal al salario diferido que nosotros consideramos que es la jubilación.

Pretendemos una Argentina ‑y luchamos en conjunto para lograrlo- de pleno empleo formal que pueda recuperar el 82 por ciento móvil sobre estas bases.

Nuestra disidencia sobre este aspecto...se basa en el artículo 3°. No estamos de acuerdo con que esté en manos de la arbitrariedad de un funcionario y de una reglamentación futura...la decisión sobre quién puede recibir el beneficio.

Creemos que no se ha encontrado una fórmula para evitar la estafa al fisco y que habrá arbitrariedades en los casos de aquellas personas que, si bien poseen una propiedad, no tiene con qué vivir. Estamos llenos de casos en los que contar con una propiedad corresponde a una situación social pasada.

Otra disidencia tiene que ver con el importe. De hecho, plantearemos un nuevo artículo para que se vincule el salario promedio actual de los argentinos ‑que no es el mejor, pero existe‑ porque la jubilación promedio está muy lejos del 82 por ciento de dicho salario. Se ha desvinculado completamente la lucha por esta conquista histórica, razón por la cual traduciremos esta idea en un artículo.

En relación con el financiamiento, advertimos que nada se dice en el proyecto. A nuestro juicio hay que volver a los aportes patronales, que fueron rebajados en los años noventa y nunca más cambiaron...Asimismo, deberíamos contar con el impuesto a la renta financiera y los gravámenes progresivos al capital que fueran necesarios para afrontar el gasto derivado de los artículos que proponemos en disidencia.

Compartir

Comentarios