fbnoscript
24 de julio de 2018

Salta: Diputados aprobó resolución del PO por la restitución del programa inter-cosecha en el tabaco

El discurso de Claudio Del Plá en la sesión del 17 de julio
Por Claudio Del Plá Diputado provincial

El 17 de julio, la Cámara de Diputados de Salta aprobó el Proyecto de Resolución  presentado por los legisladores del Partido Obrero tras la reunión con representantes de trabajadores rurales y del tabaco. El Proyecto exige la inmediata restitución del programa inter-cosecha a 8.000 trabajadores y la aprobación de un proyecto de ley que crea dicho programa como derecho. A continuación, reproducimos la intervención del diputado Claudio Del Plá en dicha sesión.

El bloque del Partido Obrero se ha reunido en la comisión de asuntos laborales, que encabeza Claudio Del Pla con los tres sindicatos de obreros y empleados de tabaco (SOT, SUETRA Y ATRES), para volver a intervenir en la situación de los trabajadores de pre industria, tanto de la COPROTAB como de Massalin Particulares (MP) y de los trabajadores rurales. 
La situación se ha vuelto muy grave  porque los trabajadores, sobre todo lo que están vinculados a la cosecha, este año no han trabajado ni un mes.  Se ha perdido cerca del 40% de la cosecha  y estos trabajadores no han tenido la suerte de los dueños del tabaco que tenían seguros previstos por las pérdidas y también los beneficios de la declaración de Emergencia Agropecuaria. Para los trabajadores no hubo seguros sino el desempleo absoluto y perdieron los meses de trabajo que esperaban como en todos los años,  en el que ganaban para salvar los gastos del mes y para poder acumular algún dinero y para todo el año. Y sobre este cuadro de situación aparece la resolución del gobierno nacional, que deja entre 7 y 8 mil trabajadores  fuera de un beneficio llamado intercosecha o intertabaco, un beneficio mínimo que está congelado hace dos años en 2300 pesos por mes.

Sobre estos trabajadores que tienen un cuadro dramático a nivel laboral, el gobierno tomó  esta decisión. Hubo reuniones con el ministro Triaca y funcionarios a nivel nacional y no quisieron dar marcha atrás. Es decir que se trata de una decisión consciente, calculada y elaborada, como parte de un plan de ajuste brutal que tiene en uno de sus focos centrales los giros de la nación a las provincias. En particular aquellos que son complementos salariales   y en que están congelados los fondos, como el Intercosecha y el incentivo docente, que es un salario complementario de los maestros y se discute hoy seriamente la posibilidad de eliminarlo en el presupuesto para el año que viene. 

 
#Diputados | SE APROBÓ RESOLUCIÓN DEL PO POR LA RESTITUCIÓN DEL INTER-COSECHA

Diputados SE APROBÓ RESOLUCIÓN DEL PO POR LA RESTITUCIÓN DEL INTER-COSECHA En la sesión del día de ayer, en la Cámara de Diputados, se aprobó el Proyecto de Resolución, presentado por los legisladores del Partido Obrero tras la reunión con representantes de trabajadores rurales y del tabaco. El Proyecto exige la inmediata restitución del inter-cosecha a 8.000 trabajadores y la aprobación del Proyecto de Ley 4248-D-2018, que crea el programa inter-cosecha como derecho.

Posted by Partido Obrero Salta on Wednesday, July 18, 2018

El ajuste del Intercosecha es un ajuste más general de todas las transferencias de este tipo de la nación a las provincias  y muestra la brutalidad de esto, que se ha convertido en la “prenda” de acuerdo entre las negociaciones de los gobernadores y el gobierno nacional, en torno al debate del presupuesto 2019. Van a discutir cómo se ponen de acuerdo en transferir 150 mil millones [de pesos] menos a las provincias. Los que  votaron las leyes del ajuste, los que sostuvieron el pacto fiscal en las provincias, son los que ahora están tratando de ponerse de acuerdo para cumplir con la letra del FMI, que este fin de semana hizo público que el salario de los trabajadores públicos solo pueden subir un 8%. Y que hay que despedir masivamente todo lo que se considere prescindible dentro del Estado. Es decir es una política de guerra y hoy están siendo víctimas los trabajadores del tabaco.

La discusión con los trabajadores y sus representantes fue muy importante, porque la actividad viene golpeada por otros elementos y hemos intervenido al respecto desde nuestra bancada.  En  la preindustria, según los propios sindicatos,  se han perdido 300 puestos de trabajo, 150 en la COPROTAB y 120 en MP. Se ha introducido tecnología, hay nuevas máquinas  y la producción del trabajo de los obreros se multiplico por tres. Procesaban 9 mil kilos y ahora procesan 18 mil kilos, duplicando la producción en el día, pero con un tercio menos de obreros. Quiere decir que la productividad del trabajo ha crecido el triple. A las empresas les va cada vez mejor y el destino de todos los trabajadores del valle de Lerma ha entrado en cuestión,  porque vienen nuevos cambios tecnológicos.  Y la modernización por ejemplo,  de la siembra y de la cosecha para la cual ya se están introduciendo maquinarias, va a implicar un desplazamiento masivo, con consecuencias parecidas a las que tuvimos en la actividad del azúcar, cuando se introdujeron las cosechadoras y desplazaron la cosecha manual.

¿Qué va a pasar con estos cambios y el paso de los años? Se va a agravar esta tendencia a una desocupación masiva en todo el valle de Lerma y la famosa virtud que siempre esgrimían de que el tabaco tiene mano de obra intensiva se va a agotar y vamos a terminar con pueblos diezmados  en su capacidad de generar puestos de trabajo y darles un porvenir a las familias. Estamos en el medio de este cambio y advertimos la gravísima situación social  que se viene. Lo cual pone a debate, no solo la necesidad inmediata de que se restituyen los subsidios, sino también que se vote el proyecto de ley que plantea establecer un salario entre las cosechas, que sea el 80% del salario mínimo. Porque indudablemente estos trabajadores están a disposición de estos empresarios y necesitamos una política que obligue a la reinversión, para la transformación de la base productiva, porque si no el destino es el de pueblos fantasmas, como el de los pueblos azucareros que se están quedando sin ningún porvenir.

La crisis que estamos discutiendo hoy por el problema del subsidio, remite a una crisis más general de la gestión capitalista de la explotación del tabaco y del azúcar, que es incapaz de progresar y al mismo tiempo garantizar la continuidad de los puestos de trabajo.  Incrementa los niveles de productividad en forma exponencial, pero  es incapaz de ofrecer políticas de reinversión o de reducción de la jornada laboral para garantizar la continuidad de los puestos de trabajo. 

Se manifiesta un divorcio de fondo en la organización social de la actividad tabacalera. La gestión capitalista es claramente un porvenir de desocupación y de miseria social. Estamos planteando un debate de conjunto sobre la necesidad de la gestión de los trabajadores para poder reinvertir en la zona y transformar la base productiva, para crear los puestos de trabajo que hay que crear. Este es el tema de fondo que está planteado en la actividad tabacalera como lo está planteado también  en la actividad de la azúcar. Tenemos que atender esta crisis y estar en la calle con los trabajadores, porque el país está puesto ante una prueba de fuerza del FMI y sus alcahuetes que gobiernan el país y la provincia de Salta.
 

Compartir

Comentarios