fbnoscript
3 de marzo de 2005 | #889

Cortes de ruta y movilización el 10 de marzo

La Asamblea Nacional de Trabajadores

La ANT, convocada para el 19 y 20 de marzo, tendrá como desafío formular un plan político y de lucha para obtener las reivindicaciones de la clase obrera y de los desocupados.
 
El movimiento piquetero enfrenta, por un lado, el plan del Consejo Consultivo de Kirchner destinado a “reconvertir” los planes Jefas y Jefes en un plan para “mamás indigentes”, lo cual arrojaría a más de un millón de compañeros fuera de los programas para desocupados. Nuestro objetivo es, en cambio, el aumento a un mínimo de 350 pesos de esos planes y darles un carácter general para todos los desocupados. Por otro lado, la ANT deberá contribuir al desarrollo y la victoria de las luchas obreras por el aumento salarial, poner en pie cuerpos de delegados en los lugares de trabajo, defender las fábricas bajo gestión obrera, superar a la burocracia sindical, que sabotea la lucha docente y estatal, apoyar la gran lucha de Parmalat.
 
Esta batalla se presenta en el marco de una crisis de poder en la Capital y una paralización constitucional en la provincia de Buenos Aires, como resultado de la guerra de mafias entre Solá y Duhalde. El gobierno festeja el negociado del canje con los banqueros, mientras cuatro millones novecientos mil argentinos están desocupados, los salarios desmoronados, y cuando se vienen los tarifazos en los servicios.
 
En vistas de esta realidad, el Bloque Piquetero Nacional ha propuesto una movida unitaria al movimiento piquetero para el 10 de marzo.
 
Vamos por los 350 pesos y por un seguro del 80% del salario mínimo.
 
Está planteada la lucha contra la ‘baja’ de los planes. Hay cortes de ruta en Rosario y Tucumán, incluso en conjunto con la CCC.
 
Centenares de miles de compañeros brindan contraprestación laboral en los municipios como auxiliares de escuela, en hospitales, en registros civiles y en plazas, calles y hasta obras públicas municipales. Exigimos la efectivización de todos ellos en planta permanente y nos planteamos organizarlos para esa lucha. El movimiento piquetero lucha por toda la clase obrera ocupada y desocupada.
 
La propuesta del 10 de marzo es para reforzar una línea defensiva frente al ataque de la burguesía y para retomar lo iniciado por las luchas del subte, de familiares de Cromañón y las movilizaciones en el interior bonaerense.
 
La propuesta del 10 de marzo es de carácter nacional, para todas las provincias: cortes de ruta, movilizaciones y piquetes en todo el país.
 

Compartir

Comentarios