fbnoscript
30 de enero de 1996 | 481

Los hospitales fantasma de Duhalde

Por Pedro (Zona Norte)

Hospital Mercante

Este hospital está ubicado en José C. Paz, fue ‘inaugurado’ el 19 de octubre de 1995 en un acto que contó con la presencia del titular de Salud bonaerense, Mussi, el gobernador Duhalde y el presidente Menem. Este hospital forma parte de la galería de ‘obras’ que promociona el gobierno bonaerense en sus cortos publicitarios; contrariamente a lo que se pretende mostrar, este establecimiento es el mejor ejemplo de lo que en la jerga médica se denomina “estructura cáscara”.

Fue construido con un crédito otorgado por el gobierno de España, está preparado para albergar 200 camas, cuenta con equipamientos de mediana y alta complejidad y con un edificio amplio, cómodo y práctico desde el punto de vista arquitectónico. Ahora bien, está ubicado en el nuevo distrito de José C. Paz, que no tiene estructura de clocacas ni de agua corriente, y el hospital no cuenta con una planta purificadora ni con elementos para el tratamiento de aguas servidas, además el suministro eléctrico no alcanza para soportar la aparatología y la iluminación del lugar, las tuberías de gas son pequeñas y la excesiva salinidad en el agua del pozo impide realizar algunos análisis. No hay reactivos; entonces los estudios que se hacen son los básicos y simples como hemogramas y glucemia. Como si esto fuera poco, el Mercante no tiene guardia ni internación, funciona solamente de lunes a sábado de 8 a 20. Como los comercios de la zona el domingo: cerrado.

Mohibe de Menem

Este hospital (que lleva el nombre de la madre del presidente) se inauguró el 1991 vacío, hoy cuenta con 20 camas, 8 pertenecen al sector de maternidad y 12 al de pediatría, soportando la densidad demográfica del nuevo Partido de Malvinas Argentinas, este nosocomio estaba pensado para darle cauce a toda la problemática del embarazo, pero en la actualidad solamente se atiende los embarazos sin complicaciones; ante el menor incoveniente, la madre se tiene que levantar de la cama y llegarse hasta el Larcade, lo mismo ocurre con los niños, “esta es la cobertura del materno infantil como se lo denomina”. Como si esto fuera poco, la ocupación de las 20 camas es relativa, se calcula que el hospital funciona en un 40% de sus posibilidades. Los quirófanos están en condiciones para realizar cesáreas, pero hasta hoy no se hizo ninguna. Como en el caso de otros hospitales de la zona, el vaciamiento es parte de la misma política que llevan adelante Menem-Duhalde y sus intendentes con el patrocinio del Banco Mundial para reventar a la salud pública, no son infundadas las sospechas de los trabajadores de la salud con respecto al Hospital Mercante, donde se especula que se está retrasando su ocupación para privatizarlo y entregarlo en concesión a los pulpos capitalistas de la salud con las instalaciones y equipamientos terminados, así como transformar el Mohíbe en una sala de primeros auxilios es parte de la misma política: la del lucro capitalista para aplastar las condiciones de vida de las masas trabajadoras.

Compartir

Comentarios