18/09/1997 | 557

¿50 pesos para 800.000 jubilados?

Por Ch. R.

El aumento para los jubilados fue anunciado para el año que viene como consecuencia del pánico que están provocando en el gobierno las encuestas electorales.


El aumento de 50 pesos para los miles de jubilados que ganan entre 150 y 200 pesos es, en cualquier caso, una farsa. Pero aun este aumento es trucho y encima estará financiado… por los propios jubilados.


El anuncio oficial eleva a 200 pesos el mínimo de 150 que hoy perciben unos 830.000 jubilados y otorga un aumento menor a los casi 440.000 que ganan entre 151 y 200, hasta un tope de 200 pesos. Pero de los 830.000 que hoy perciben el mínimo de 150 pesos, unos 555.000 ya perciben el denominado “subsidio a la pobreza” —70 pesos—, por lo que los jubilados que percibirán 50 pesos no son más de 275.000 (otros 437.000 cobrarán cifras menores a esta cifra).


Para financiar estos aumentos se requieren unos treinta y cinco millones de pesos o dólares, de los cuales veinte provienen del saqueo del Pami en marzo de este año. El decreto que estableció la ‘normalización’ de la obra social de los jubilados, dispuso transferir al ANSeS una parte del aporte estatal al Pami, con el único objetivo de financiar la ‘jubilación privada’. Ahora, el gobierno ‘recupera’ parte de este dinero, “unos 100 millones de dólares, producto del pago de las AFJP, las ART y las obras sociales de su parte en la recaudación” (Clarín, 16/9). Es decir que una importante porción del miserable aumento a la tercera parte de los ‘beneficiarios’, es financiado por el PAMI.


El Partido Obrero apoya el reclamo de 450 pesos mínimos, que reclama el movimiento de jubilados, y llama a luchar por este objetivo a toda la clase obrera.

En esta nota

También te puede interesar:

Los haberes cada vez más lejos de la canasta básica de subsistencia y más cerca de la miseria.
Preparan un aumento de entre el 10 y 12%.
Entrevista a Alicia Rey, delegada de los trabajadores de la Clínica San Andrés                     
La Comisión sesionó con jubilados de varias regiones del país. Hubo intervenciones y aportes de  Santa Cruz, Córdoba, Santa Fe, Entre Ríos, Buenos Aires y CABA.