fbnoscript
31 de marzo de 2005 | #893

Pronunciamiento de Talleres Centrales de la Ciudad

Por el frente
Un grupo de compañeros de los Talleres Centrales, que desde un primer momento coincidimos con la propuesta del Partido Obrero de impulsar un Frente de Izquierda con elecciones internas y por una alternativa obrera y socialista, decidimos sacar un pronunciamiento a favor del Frente y hacerlo firmar entre nuestros compañeros. En una primera recorrida obtuvimos nueve firmas, que en algunos casos dieron origen a interesantes debates; por ejemplo, varios compañeros preguntaron cuál era la trascendencia que podría tener este pronunciamiento. Un primer acuerdo fue llevar este debate a todo el taller para ver cuántas firmas podemos obtener con esta propuesta y evaluar luego nuevas iniciativas.
 
Por un Frente de la Izquierda y los luchadores
 
Somos trabajadores de los Talleres Centrales del GCBA y conversando entre nosotros la iniciativa del Partido Obrero de impulsar la formación de un Frente de Izquierda con el método de elecciones internas, tuvimos, como es natural, diversas opiniones referidas sobre todo a la posibilidad de que este Frente se concrete. En lo que todos coincidimos es en que este Frente es absolutamente necesario para que los trabajadores podamos terminar con el obsceno monopolio político de los putrefactos partidos del régimen y tengamos de este modo una chance real de poder comenzar a cambiar esta historia.
 
Como trabajadores de la Ciudad de Buenos Aires, somos testigos y víctimas del vaciamiento de nuestras fuentes de trabajo y del envilecimiento de nuestros salarios y condiciones de trabajo, todo en función de favorecer a la patria contratista. Para nosotros, el gobierno del “progre” Ibarra es –en lo esencial– lo mismo que sus antecesores menemistas y de la UCR.
 
Queremos colaborar con nuestro pequeño grano de arena para que este Frente sea una realidad.
 
Firman:
Manuel Gómez, Rafael Villafuerte, Roque Grignetti, Eduardo Burgos, Carlos Gamarra, Roberto Caramico, Osvaldo Montero, Nucara, Mario Diamonte.
 

En esta nota:

Compartir

Comentarios