fbnoscript
8 de abril de 2019

“Adentro de la iglesia hay un silenciamiento imperdonable”

Entrevista a los padrinos de León, denunciante del cura abusador Eduardo Lorenzo
Por
Ro García y Pía Garralda PdT La Plata
“Adentro de la iglesia hay un silenciamiento imperdonable”

Cura Eduardo Lorenzo (izq) y arzobispo Víctor “Tucho” Fernández (der)

El cura platense Eduardo Lorenzo, denunciado por haber abusado de cuatro jóvenes en el año 2007, el 4 de abril renunció a su función como capellán del servicio penitenciario de la provincia de Buenos Aires. Según una carta que Lorenzo envió al arzobispo de La Plata Víctor “Tucho” Fernández y que se ha difundido públicamente, su renuncia sería producto de “la campaña mediática, calumniosa e injuriosa que se ha desatado contra mí (sic) persona”. Fernández ha respaldado abiertamente a Lorenzo; la última vez, en una misa oficiada el pasado 24 de marzo.

Claudia y Julio Frutos, los padrinos de León, el joven que acusa a Lorenzo de haber abusado de él y de otros tres jóvenes en 2007, mientras formaban parte de un grupo misionero, conversaron con Prensa Obrera.

¿Qué opina respecto de la renuncia de Eduardo Lorenzo?

Nos parece muy bien que Lorenzo haya renunciado; es, en parte, un alivio porque él usaba ese lugar para amedrentar a las víctimas. A pesar de ello, es un retiro, se va feliz de haber cumplido ´satisfactoriamente´ su tarea, ya que el argumento que da para retirarse es que es víctima de una campaña difamatoria y de la mendacidad de quienes lo acusan. Dice que renuncia para no trasmitir al Servicio Penitenciario sus problemas personales. El Servicio Penitenciario debería estar atento a observar la evolución de la causa penal porque Lorenzo, quien sigue siendo funcionario, no está desafectado. Imaginamos que pedirá el retiro u otra situación de revista. Lorenzo es funcionario de carrera, tendrá que ver el Servicio Penitenciario en qué nivel de responsabilidad se encuentra de acuerdo a las pruebas que se van a ir desarrollando en la causa, reunidas desde hace diez años.

A partir del desarchivo de la causa que se originó con la denuncia hace 10 años, ¿cuál es el impulso que le van a dar ahora como denunciantes y familiares de León?

Solicitamos el desarchivo de una causa que tiene más de 10 años y una gran cantidad de elementos colectados, pero que sugerían la necesidad de las diligencias de otras medidas probatorias, por ejemplo periciales o documentales. Estamos haciendo todo el esfuerzo y el Dr. Gallego está detrás de esto para que se lleven a cabo cuánto antes

¿Cómo se encuentran ustedes respecto a la repercusión que ha tenido este caso?

Nos sentimos realmente muy acompañados. Nos damos cuenta que es mucha más la gente que nos cree, que la cree a Lorenzo. Pero lo que pasa es que adentro de la iglesia hay un silenciamiento casi imperdonable. Vemos que a pesar de todas las noticias que salen a la luz no nos acompañan desde la Iglesia. Al contrario, cada vez hay más trabas para demostrar que no somos mentirosos, difamadores. Lorenzo sabe muy bien que León no miente. Nosotros le creemos, le creímos siempre, y cuando vemos la cantidad de casos que se nos están acercando, le creemos más. Estamos comprometidos con las víctimas, no con los abusadores.

Claudia y Julio Frutos, los padrinos de León, denunciante contra Lorenzo.

Compartir

Comentarios