fbnoscript
13 de mayo de 2019

Cholo García propone un frente con el precarizador Ferraresi

Municipales de Avellaneda

El secretario general de la Federación Sindical de Municipales Bonaerenses, e histórico Secretario General de los municipales de Avellaneda, Rubén “Cholo” García, lanzó el 26 de abril el “Movimiento de Trabajadores Municipales Peronistas” con la mira puesta en la conformación de las listas pejotistas-K hacia octubre. Del acto participaron Hugo Moyano y otros referentes del Frente Sindical para el Modelo Nacional. Esta nueva agrupación se inscribe en la interna del PJ. Proponen en Avellaneda, una alianza de los trabajadores municipales con Ferraresi. El intendente que desconoce y ataca permanentemente al sindicato municipal, que no convoca a paritarias genuinas, que precariza, flexibiliza, persigue y despide trabajadores, que mantiene salarios de indigencia. García y Hernán Doval, actual secretario general de Avellaneda, han sacado fuertes denuncias contra Ferraresi por hechos de represión contra el gremio, por persecución sindical, por prácticas desleales promoviendo gremios paralelos. El intendente cristinista aplica a rajatablas las recetas de Macri-Vidal en el distrito. Los trabajadores del distrito debemos sacar todas las conclusiones políticas que surgen de este planteo.

El “compañero” Ferraresi. 

Consultado por los medios locales sobre los intendentes que no cumplen con la Ley Colectiva de Trabajo, teniendo empleados en negro, como sucede en Avellaneda, explotando cooperativas, la figura del monotributista o becario, el “Cholo” responde que “algunos compañeros se siguen negando a cumplir con la ley, pero así como en algún momento la peleamos para sacarla, hoy es el momento de juntarnos porque el enemigo no es un compañero peronista, sino el que está en la Casa Rosada” (Todo Provincia 29/04/2019). Más claro, agua. Por un puesto en las listas del PJ se sacrifican los derechos de los trabajadores. 

Un planteo obrero frente a la crisis

El planteo de un frente opositor organizado alrededor del PJ, la UIA, la burocracia sindical y la Iglesia católica incluye en su programa necesariamente el pago al FMI y acreedores externos, una reforma laboral y previsional, entre otros puntos. Buscan que nuevamente la crisis la paguemos el pueblo trabajador. 

Tenemos que sacar las conclusiones de esta política. La lucha incluso por nuestras reivindicaciones elementales es incompatible con la política patronal. Quieren que los trabajadores acompañemos a nuestros verdugos.

Que los dirigentes del FESIMUBO apoyen a los intendentes negreros y precarizadores del PJ que se niegan a convocar las paritarias municipales es una renuncia a impulsar la lucha por los reclamos urgentes de los compañeros.

Desde el Partido Obrero en el Frente de Izquierda convocamos a los trabajadores municipales de Avellaneda a ganar las calles por sus derechos. 

Por asambleas unitarias, sin división por afiliación gremial, incluyendo a no afiliados y precarizados, que intervienen en municipales, la realización de asambleas en todos los lugares de trabajo para definir un pliego de reivindicaciones y un plan de lucha. Arrancando por el pase a planta permanente a todos los empleados del municipio, la inmediata reapertura de paritarias, donde participen todos los sindicatos, que fije un salario mínimo igual a la canasta básica indexada por inflación y tarifazos. La creación de comisiones de seguridad e higiene a cargo de los trabajadores. 

Derrotemos el plan de guerra de Macri, el PJ y FMI. No al pago de la deuda externa. 

Que la crisis la paguen los capitalistas.

 

Compartir

Comentarios