fbnoscript
17 de abril de 2020

Universidad de Gral. Sarmiento: el rectorado les tira la pelota a los docentes

Vamos por comités educativos de crisis en cada carrera
Por
Santi Spo y Julián Battistesa Secretario académico del centro de estudiantes de la UNGS

En un reciente comunicado, el rectorado de la Universidad Nacional de General Sarmiento (UNGS) dío marcha atrás con su intención de forzar la virtualizacion del conjunto de las materias de las distintas carreras de la universidad. Recordemos que la semana pasada su comunicado anunciaba que el calendario académico se dividiría en 8 semanas de clases virtuales y 6 semanas de clases presenciales. El rechazo frente a esta disposición fue contundente tanto por estudiantes y docentes. Precisamente esto los llevó a dar una nueva voltereta.

La nueva resolución es fruto del revuelo que armaron estudiantes y docentes, y de las posiciones formuladas por ellxs mismxs. En algunos casos, mediante asambleas de carrera como lo hicieron lxs estudiantes de Filosofía, en otros mediante las redes sociales, y en charlas con lxs propios profesores en los intercambios mediante teleconferencias. 

El Rectorado exhorta: “cada materia planteará el modo en que se distribuyen las semanas de dictado no presencial y presencial, y el modo previsto de regularización y acreditación de la materia en acuerdo con el/la directora/o de Carrera y/o coordinador/a de área y el/la Secretario/a Académico/a”. Respecto a los finales de mayo anunciaron que los mismos se postergan al próximo llamado sin afectar la regularidad de ningún estudiante. También informan que los estudiantes ingresantes que tienen sus talleres desde mayo podrán asistir a los mismos solo de manera presencial, es decir, cuando termine la cuarentena obligatoria.

Con estas nuevas disposiciones, sin embargo, no se anulan los severos problemas que afrontamos académicamente estudiantes y docentes durante la cuarentena. La metodología de evaluación y la cantidad mínima de horas de cursada bajo las distintas modalidades no pueden resolverse sin el concurso de lxs estudiantes a la hora de tomar decisiones. No podemos depender únicamente de buenas intenciones por parte de nuestrxs docentes y lxs directorxs de Carreras. 

Reclamamos, con más énfasis aún, que de inmediato se convoquen a comités educativos en cada carrera, compuesto por los y las docentes de cada materia y estudiantes de cada comisión que cumplan el rol de delegadxs. Lxs mismxs deben ser elegidxs democráticamente mediante los grupos de whatsapp que ya existen de cada comisión o mediante teleconferencias y deben llevar al comité el mandato de sus compañerxs de cursada.

El Ceungs en cuarentena

Que El Puente y el Funyp mantengan el Ceungs (Centro de Estudiantes de la UNGS) en cuarentena significa un grave retroceso para la vida política de los estudiantes de la UNGS. Necesitamos disponer de nuestra herramienta gremial para poder deliberar e intervenir en la crisis cohesionados con un programa que debe partir de las reivindicaciones impostergables que tenemos como estudiantes: aumento de la beca Progresar a$10.000, becas extraordinarias irrestrictas a cargo de la universidad para los que las necesiten. Seguro al parado de $30.000 financiado por el Estado. Comités educativos por carrera para deliberar los pasos a seguir en el semestre. Que las horas de cursada virtual no sean obligatorias para promocionar las materias, puesto que muchxs estudiantes no pueden acceder a las mismas. Empadronamiento de todxs lxs estudiantes que hayan dejado materias producto de la cuarentena y elaborar un plan educativo para que, cuando se retomen las clases presenciales, estxs puedan ser readmitidxs en sus carreras y puedan así retomar la cursada

Vivimos momentos en que miles de jóvenes en su condición de precarizadxs son expuestxs al coronavirus por sus patronales, les bajan el sueldo impunemente; mientras que otros son suspendidos y despedidos. El centro de estudiantes también debe ayudar a lxs jóvenes trabajadorxs a organizarse.

Exigimos que inmediatamente el Ceungs convoque a una reunión abierta donde puedan participar todos los estudiantes que lo deseen o bien a una asamblea general. La cuarentena no nos imposibilita de organizarnos, las herramientas tecnológicas con las que contamos son un instrumento válido y creativo para organizarnos colectivamente.


 

Compartir