07/02/2013 | 1256

El «congelamiento» es un fraude

El "congelamiento" de precios pactado entre el gobierno y los supermercadistas ‘hace agua’ desde el vamos.


Se produce luego de la escalada infernal de precios en enero, que equivale a un 30% anual.


Los supermercados condicionaron el acuerdo a que "los proveedores no les aumenten los precios".


Los super ya tomaron sus recaudos: dejaron en suspenso promociones y descuentos.


El "acuerdo" es una pantalla para forzar a los sindicatos a pactar aumentos salariales por debajo de la tasa de inflación.


Lo que quedará efectivamente congelado es el poder adquisitivo del salario en los niveles del año pasado.


Los K quieren 'congelar' una inflación que, sin embargo, no reconocen.


Los dirigentes de la CTA y CGT opositoras han denunciado que estamos ante una maniobra contra las paritarias.


Pero presentan como respuesta una ‘marcha’ a mediados de marzo.


Al control de precios que no controla nada, oponemos un plan efectivo contra la carestía.


En primer lugar, cesar el pago de la deuda externa usuraria y nacionalizar los servicios públicos, para que cese la malversación de los subsidios por parte de los concesionarios.


Derogación de los impuestazos y tarifazos.


Que se abran los libros de todas las grandes empresas y se establezca un control obrero de sus operaciones.


Abajo el impuesto al salario. 82% móvil, por paritarias libres.


Que se convoquen a asambleas en sindicatos y empresas.

También te puede interesar: