20/02/2017

El gobierno de Tres de Febrero reivindica (otra vez) a la dictadura militar

Fuera los apologistas del genocidio videlista
Por German


“Que ganas de que los lleven a dar una vuelta en un Falcón Verde” y “Acabo de ver una vieja con una remera de Evita que decía ‘Amor eterno por el pueblo’. Esto con Videla no pasaba”, fueron los tweets publicados por Agustín Fernández, miembro del equipo del intendente de Tres de Febrero, Diego Valenzuela, quien trabajaba en la Dirección de Políticas de la Juventud.


 


Debido al repudio que provocaron sus dichos, Fernández habría sido despedido.


 


No se trata del exabrupto de un empleado ignoto de la Municipalidad, sino un reflejo de este gobierno municipal que tiene como Secretario de Seguridad a Juan Manuel  Lucioni, un militar retirado que ha reivindicado públicamente a los Videla y Massera y que ha sido denunciado de manera sistemática por las organizaciones de izquierda y de derechos humanos, que exigen su destitución, pero Valenzuela hace oídos sordos.


 


Tres de Febrero es una gigantesca zona liberada para los abusos de las fuerzas represivas, que amedrentan a trabajadores y jóvenes en las calles y estaciones de tren y que no se han privado de ejercer la intimidación en forma directa. Los Fernández y los Lucioni son parte del gobierno nacional de los Gomez Centurión y los Lopérfido, del gobierno que intenta reinstalar la teoría de los dos demonios para preparar el terreno de la prisión domiciliaria para los pocos genocidas condenados, la “reconciliación” con las fuerzas armadas y el reforzamiento de la represión interna.


 


El reforzamiento de las fuerzas de represión, que tiene su expresión más acabada en la reasignación de tareas de “seguridad interior” a las fuerzas armadas, fue precedido por las designaciones y la política de los Milani, los Berni y los Casal.  Vale esta aclaración para denunciar la hipocresía de los Ciorciari y demás ex funcionarios de Hugo Curto que, a su vez, han gobernado durante años con el método de las patotas y que también han reforzado a las fuerzas represivas.


 


Cuando se acerca un nuevo aniversario 24 de Marzo y a horas de que la movilización popular haya logrado la detención de Milani, desde el Partido Obrero reivindicamos el que la lucha por los derechos humanos y contra los represores de ayer y de hoy solo puede ser llevada a cabo por la movilización de los trabajadores, estudiantes, vecinos y las organizaciones de derechos humanos, independiente de los gobiernos patronales cómplices de los represores de ayer y de hoy.


 


Fuera Lucioni y los apologistas de la dictadura de Tres de Febrero.


 


Basta de perseguir a  jóvenes y trabajadores en las calles, incluidos los mega operativos en las estaciones de los trenes San Martín y Urquiza.


 


Por un 24 de Marzo independiente y de lucha.