29/05/2008 | 1039

El paro petrolero de Santa Cruz

Cada día queda más claro que la pelea de fondo del presente paro va mucho más allá de un aumento salarial, la supervivencia de Segovia al frente del sindicato o la propia interna sindical.

El frente único entre la burocracia y el gobierno de Peralta se solidifica día a día. Al punto de que en los festejos por el 25 de Mayo, el gobernador salió con los tapones de punta contra Repsol YPF.

Peralta estaría anticipando, según muchos rumores, que en el centro del enfrentamiento estaría una avanzada de Eskenazi por el control operativo de Repsol. La respuesta española sería esta cerrada negativa al diálogo con el sindicato y la extorsión con las inversiones.

El parate ya empieza a sentirse en las ciudades. No se aceptan los tickets en muchos comercios, por la necesidad de efectivo.

Ante el fracaso de las negociaciones en Buenos Aires se ha profundizado el plan de lucha. En las tres ciudades de la zona norte se han autoconvocado asambleas. En Truncado se estableció un piquete frente a la planta cementera camino a Caleta y ya hubo un incidente grave con un carnero de la empresa Incro que atropelló a tres petroleros.

En Caleta, una asamblea de más de 300 petroleros con la directiva y los integrantes de todas las listas opositoras resolvió el apoyo a la ocupación de la planta deshidratadora de Cañadón y hay un piquete en la ruta nacional 3 camino a Comodoro.

La situación más contradictoria se da en Las Heras, dónde el activismo combativo tiene su base y boicotea el paro por todos los medios. Perdieron el apoyo de los miembros de Truncado y Caleta de sus listas, que han resuelto "dejarse de joder y pelear todos juntos por el aumento", como indicó un compañero del piquete de Truncado.

En la asamblea de hoy, los referentes de las listas Azul, Naranja, Morada y Blanca han impulsaron una denuncia colectiva ante la comisaría de la ciudad y a la jueza Ruata de Leone de Truncado contra Segovia y el paro por "impedirles trabajar". Al querer ponerlo a votación, una buena parte de la asamblea se retiró muy enojada por la lucha faccional.

El paro ya pasa los 25 días; se acerca el cobro de sueldos, con el agravante de que a los compañeros encuadrados en la Uocra, como los Indus y NCD, ya les pagaron 290 pesos la quincena y están reuniéndose para ver su plan de lucha.

Segovia se ha puesto a la cabeza del reclamo. La oposición, históricamente más combativa, juega a la división.

Sin regalarle nada a Segovia, saludamos las autoconvocatorias, la participación cada día más masiva de los trabajadores petroleros en el paro y en los piquetes. Llamamos a los referentes de las listas opositoras a que revean su postura faccional.

Juan M. Brignolo (Yetti)

En esta nota

También te puede interesar: