13/12/2020
Ciudad de Neuquén

El peronismo y Cambiemos aprobaron el presupuesto 2021 del MPN

Ajuste a los trabajadores municipales y endeudamiento en beneficio de la patria contratista.
Concejal de Neuquén capital por Frente de Izquierda- Unidad

En una de las últimas sesiones del año, el Concejo Deliberante de Neuquén capital aprobó por mayoría el presupuesto 2021 presentado por el intendente Mariano Gaido, del MPN. Para ello, el oficialismo contó con los votos del peronismo (Frente de Todos), Libres del Sur y de la coalición Cambiemos. Solo votaron en contra el Frente de Izquierda-Unidad con las bancas de Cesar Parra (PO) y Natalia Hormazabal (PTS). También lo rechazó Democracia Cristiana, pero este como parte de una interna con el gobierno provincial. El referente provincial de esta fuerza es Jorge Sobisch, quien fue autor intelectual del asesinato de Carlos Fuentealba en el año 2007.

Como parte de una tendencia nacional y provincial, el presupuesto de la ciudad parte de premisas que no se ajustan a la realidad como lo son las proyecciones de inflación, con un 29 % y un dólar a $ 92 para todo el 2021.

El presupuesto valuado en $17.670 millones es presentado como equilibrado, sin déficit fiscal y con un plan de 200 obras. Sin embargo, el mismo es sustentado en el endeudamiento en dólares, el cual presupone el destino de $2.000 millones. Este aspecto deja cuestionado, por un lado, que el conjunto de las obras presupuestadas pueda realizarse, quedando a discreción del intendente cuáles se realizarán, y, por el otro, significará grandes negociados para la patria contratista de la ciudad a consecuencia del crecimiento en los costos de las obras.

Asimismo, el detalle de las obras públicas es ilustrativo de la orientación social que defiende el gobierno. De los $5.000 millones presupuestados, el 10% se lo lleva la construcción de la Avenida Vaca Muerta y solo el 1% en obras para redes de gas y agua potable. Para loteos y soluciones habitacionales solo se destinará el 5 %.

El presupuesto contempla el aumento de tasas municipales por el orden del 30%, pero con rebajas impositivas para la actividad hidrocarburífera que opera en la ciudad. De pagar ya un mísero 1,8%, ahora pasaran a pagar el 1%, todo con el cuento de apoyar a las “pymes” petroleras, las mismas que amenazan con despidos masivos y no pago de salarios. Al casino de la ciudad se le congela la alícuota.

Al no incorporarse el aumento por IPC (índice de precios al consumidor) los salarios de los trabajadores municipales sufrirán una poda del orden de un 20 % si se contempla la perspectiva inflacionaria del 50% para el año 2021

En nuestro rechazo al presupuesto, señalamos que existe una alternativa al endeudamiento para la realización de las obras públicas, como lo es un impuesto a la industria energética de la ciudad, la especulación inmobiliaria y el juego. Esos fondos deben ir para un plan de servicios públicos a las decenas de asentamientos que están sin servicios y un plan de viviendas populares. Finalizamos llamando a los trabajadores municipales a organizarse por sus salarios y a los vecinos por sus reclamos.

También te puede interesar:

La izquierda renueva su banca en el Concejo Deliberante y sale reforzada.
Se abstuvo un tercio del padrón en el sindicato de Neuquén, Río Negro y La Pampa.
Encabeza la lista de concejales del Frente de Izquierda- Unidad en Neuquén capital.
Se vota por enmiendas a la Carta Orgánica, armado para la reelección del MPN en 2023.