05/07/2007 | 999

Ganó la patria sojera

Las elecciones primarias de Santa Fe anticipan una enorme polarización electoral entre el PJ y el Frente Cívico. El PJ obtuvo el 46% de los votos y el Frente Cívico el 44%. La elección fue tan reñida como el empeño que pusieron ambos aparatos en dar claras garantías a las inversiones agroexportadoras.


La victoria de Bielsa sobre Rossi en la interna del PJ está edificada sobre el concepto de que para enfrentar al “progresismo” del Frente Cívico no sirve el viejo PJ provincial –hundido por los desgobiernos y la corrupción– sino que es necesaria una suerte de “desperonizacion culturosa”. Bielsa representa perfectamente ese papel. Su fórmula está acompañada por un poderoso empresario de la provincia y cuenta con el visto bueno de Obeid y de Reutemann. A la luz de este resultado, posiblemente el propio Kichnner quiera romper el “silencio” que se había impuesto ante las encuestas que daban seguro ganador a Binner.


Las primarias debajo de los puestos de gobernador y vice han recreado la vieja ley de lemas con centenares de listas del PJ. Algunas de ellas mantienen enfrentamientos locales irreconciliables, que anticipan varias fracturas. Las victorias aplastantes del Frente Cívico en Rosario, San Lorenzo, Capitán Bermúdez y Villa Constitución anticipan el pase de un sector de sindicalistas a Binner, no ya proveniente de los grupos ligados al ARI o al MIC, sino también de la vieja burocracia peronista de petroleros privados o de aceiteros de San Lorenzo (ahora pasada a Binner).


La asistencia del 71% de votantes en la interna indica que la votación tuvo casi el carácter de una elección por los cargos electivos. En septiembre varios factores pueden inclinar la balanza. Hay un 15% de votos en blanco que representan un rechazo a ambos sectores. Roxana Latorre, que fue por fuera del PJ, cosechó un estrepitoso fracaso (2% de los votos). Algo similar ocurrió con la vieja UCR que fue por fuera del frente Cívico (3% de los votos). Ninguno de estos realineamientos va a producir una despolarización electoral. Los dos bloques han liquidado a la centroizquierda robándoles los restos de “progresimo trucho”.


Buena elección del PO en el Cordón


Dentro de un resultado marginal de la izquierda, el voto al PO registra en el cordón de San Lorenzo una votación interesante: 3,8% en Bermúdez; 3,50% en San Lorenzo; al 3,3% en Beltrán. Superó el 1% en Santo Tome, Rafaela, Reconquista Venado Tuerto, y Baigorria. Estos resultados son la consecuencia de una vasta agitación dirigida a los trabajadores de las propias agroexportadoras. Es muy posible que el PO suba en las elecciones a concejales, pues tiene a su favor en el Cordón industrial una presencia activa de importantes luchadores.


Algo es seguro. Con Bielsa y Binner ganan las agroexportadoras y pierden los trabajadores. De acá al 2 de septiembre vamos a desarrollar una vasta campaña para llevar luchadores a los Concejos y a la Legislatura que defiendan una alternativa obrera y verdaderamente socialista para que Santa Fe no sea un infierno para los trabajadores.

En esta nota

También te puede interesar:

El dedo de Cristina en el armado electoral del Frente de Todos.   
Vamos con el Frente de Izquierda Unidad en estas elecciones para defender la agenda de las mujeres.
En un distrito castigado por la pobreza, la desocupación y el déficit habitacional vamos con el Frente de Izquierda Unidad.
En la provincia del sol y del buen vino al ajuste lo enfrentamos con la izquierda.
Un período electoral que arranca. Una crisis que nunca termina. Escribe Santi Nuñez.