16/03/2000 | 658

Karlic consigue cuatro millones de dólares de De la Rúa y todavía quiere más

La prensa difundió muy pero muy poco la reunión que sostuvieron el obispo Karlic, presidente de la Conferencia Episcopal, y De la Rúa a mediados de la semana pasa­da. Menos todavía difundieron el tenor de la conversación.


A la salida, el cura declaró que la Iglesia está dispuesta a “acompañar” los “esfuerzos del gobierno” y a “tender todas las mesas que sea necesario” para “colaborar’’. ¿A cam­bio de qué? A cambio del pago inmediato de la deuda del Estado de 5,6 millones de dóla­res que, a razón de 800.000 por mes, el pre­supuesto nacional destina al sostenimiento de la Curia.


De la Rúa ya había cancelado, apenitas subió, una parte de esta deuda, mientras le prometía bonos a los jubilados para cance­lar la deuda con éstos: “las nuevas autori­dades han podido pagar, entre diciembre y enero, sólo (¡!) cuatro meses”, informó el clerical La Nación (7/3). Es decir que entre diciembre y enero, los obispos se han lleva­do ‘sólo’ 3,2 millones. Claro que no son es­tos los únicos dineros que el Clero recibe del Estado. El Estado paga los salarios de los docentes de las escuelas religiosas y ha resignado el cobro de impuestos sobre las propiedades de la Iglesia.


En resumen, el ajuste fiscal no rige pa­ra el Clero.


El Partido Obrero plantea: separación de la Iglesia del Estado; ningún subsidio a la Curia; impuestos sobre los bienes de la Iglesia; educación estatal, única y gratuita.

También te puede interesar:

78% para el "Apruebo" y la elección por el voto del 100% de los constituyentes
Cientos de miles ganan las calles en su primer aniversario.
El comienzo de la crisis terminal de la centroizquierda argentina. Escribe Néstor Pitrola.
Los desafíos de la izquierda revolucionaria