11/04/2013 | 1263

La lucha del Partido Obrero de Saavedra

Las inundaciones en la cuenca del arroyo Medrano son un antiguo problema en el barrio de Saavedra, que se agravó después de las construcciones faraónicas de Tecnópolis y el shopping Dot.


En abril de 2012 se inundó el barrio Mitre. En una de las primeras asambleas del Consejo Consultivo de la Comuna 12, en junio del año pasado, el representante del PO en ese Consejo reclamó un urgente plan de obras que evitara nuevas inundaciones. Lo reiteramos en meses posteriores, después de las inundaciones de octubre y noviembre, que ya golpearon a todo el barrio.


El 6 de diciembre se produce la más grave de las inundaciones. Ya entonces resolvemos convocar a una asamblea de vecinos mediante un volante que repartimos en el barrio. Se organiza una primera y numerosa reunión, que desbordó nuestro local. A la semana siguiente hacemos una segunda asamblea, ahora en el Parque Saavedra. Con una importante concurrencia, se aprueba un plan de lucha que arranca con un corte de calles en Ruiz Huidobro y Holmberg, el 21 de diciembre, con buena repercusión. Luego nos unificamos con otros vecinos y conformamos una gran asamblea que impulsó cortes de calle, movilizaciones, gestiones en los ministerios, petitorios y asambleas durante casi cuatro meses, que nos transformaron en una referencia para las luchas ambientales de la ciudad. El gobierno siguió ninguneando el reclamo por las obras necesarias. Más aún: en los planes hídricos del gobierno de la Ciudad la cuenca del Medrano no figura.


En todos nuestros reclamos advertimos sobre un agravamiento de la situación, lo que fue trágicamente confirmado en estos días.


A partir del desastre, el Partido Obrero de Saavedra intervino desde temprano en todo el barrio y en particular en el barrio Mitre, cuando ningún funcionario se había hecho presente. Sólo lo hicieron más tarde, para militarizar el barrio y “custodiar” el shopping Dot.


Ahora las inundaciones se cobraron vidas de vecinos y provocaron una catástrofe enorme en miles de viviendas. Este sábado, una gran asamblea (ver entrevista) adoptó nuevas iniciativas de movilización, para terminar con el desquicio de los barrios de Saavedra.

También te puede interesar:

Los desastres climáticos empujan todos los años al empobrecimiento a cada vez más familias trabajadoras.
La culpa no es de la lluvia sino de los gobiernos.
A casi tres meses de la inundación de la ciudad, nuevamente anegada.
Abrieron las válvulas del Dique San Roque en donde se vierten desechos cloacales sin tratar.