14/09/2017 | 1474

La lucha del “Repunte” al Congreso

Audiencia pública de los familiares del buque hundido
Por Lucas D.


Organizada por los diputados del Partido Obrero-Frente de Izquierda se realizó una vibrante audiencia pública por el caso del naufragio de la embarcación pesquera “Repunte”, hundida hace casi tres meses en las cercanías de las costas de Rawson, dejando dos trabajadores sobrevivientes, tres fallecidos y siete desaparecidos.


 


De ella participaron treinta familiares de Mar del Plata y Chubut, quienes testimoniaron su enorme lucha y en su reclamo impugnaron todo un régimen político y social que les da la espalda: el mismo que llevó a este crimen laboral. En la audiencia participaron los diputados Pablo López, del PO-FIT; Fernanda Raverta, del FpV, y Araceli González, del Evita. Fueron parte también Jorge Altamira, Néstor Pitrola y Alejandro Martínez, dirigente del PO marplatense y protagonista junto a los familiares de sus movilizaciones y luchas. Estuvieron también un concejal del FpV de Mar del Plata, trabajadores pesqueros de una agrupación del Somu de Buenos Aires, trabajadores nucleados en el Sindicato Argentino de Obreros Navales (Saon) y ATE Ensenada.


 


Luego de la introducción de Pablo López, que realizó un resumen de los dos pedidos de informes elaborados por la banca del PO-FIT (estado estructural del “Repunte” y actuación de la Prefectura en las tareas de rescate de las víctimas), la audiencia abrió con una carta redactada por la comisión de familiares dando cuenta de la forma en que realizan las tareas los trabajadores pesqueros y el conjunto de las acciones que están llevando adelante por la búsqueda de justicia. La exigencia de una declaración de emergencia de seguridad en la pesca, presentada en la Banca 25 del Concejo Deliberante de Mar del Plata y las recorridas por los medios periodísticos por parte de la comisión de familiares formaron parte de las iniciativas previas a la audiencia.


 


Los dirigentes del Partido Obrero develaron la cadena de encubrimiento del conjunto de los estamentos del Estado en este crimen social. Los 42 hundimientos y las 86 muertes de obreros pesqueros desde el año 2000 forman parte de las “1.200 muertes por accidentes de trabajo que se producen cada año en la Argentina”, denunció Pitrola. “Lo anterior tiene que ver con un régimen de impunidad patronal basado en las ART de la Muerte, que se profundizó con la ley de Cristina Kirchner impidiendo la doble vía, y que se agravó aún más con la ley de ART que impulsó Macri este año, y fue votada por los distintos bloques en el Congreso”.


 


También se denunció al poder político marplatense, con el intendente Carlos Arroyo a la cabeza, cuando él mismo aseguró que los trabajadores portuarios “no formaban parte de la jurisdicción municipal”. Se puso de relieve de esta forma «el lugar estratégico que ocupa la lucha de los familiares del 'Repunte' en la escena política nacional: llevar a fondo la exigencia de justicia tiene que ver también con derrotar el andamiaje estatal planteado para llevar a fondo la reforma laboral ‘a la brasileña’ que tiene en carpeta el gobierno nacional y la oposición”, marcó Jorge Altamira.


La diputada Raverta destacó el rol de las mujeres en esta lucha de los familiares, lo cual es rigurosamente cierto, pero no pudo explicar por qué siendo ellos gobierno por más de una década en Mar del Plata, en la provincia y el país, siguieron garantizando las ganancias de los pulpos pesqueros a costa de la vida de los trabajadores e ignorando el centro de trabajo en negro y fraude laboral que es el puerto marplatense. Otro debate, planteado por los diputados del massismo, se dio en torno de la renovación de la flota pesquera (marina mercante), que ya está aprobado en Senadores, y que apunta a un sistema de subsidios a las patronales pesqueras.


 


La audiencia funcionó como una verdadera asamblea resolutiva. En primer lugar, se votó la conformación de una comisión independiente de familiares y trabajadores para la investigación de los hundimientos y para las comisiones de seguridad e higiene; en segundo término, se resolvió que la Comisión de Asuntos Pesqueros del Congreso sesione en Mar del Plata, y por último se planteó una movilización de familiares y trabajadores que interpelen a Marcos Peña el día que se le dé tratamiento al pedido de informes en el Congreso. Pitrola planteó la política del Partido Obrero, que es también un proyecto de ley de higiene y seguridad: “Comisiones de control obrero para que ningún barco que no esté en condiciones vuelva a zarpar hacia la muerte de sus tripulantes”.


 


Para seguir pavimentando el camino que lleve al banquillo de los acusados a todos los responsables de este crimen social, es necesario que esta acción parlamentaria se combine con la movilización de los familiares, organizaciones de trabajadores, de la juventud y de la mujer bajo un programa de independencia de clase.